¿Conoces a SunFields?

¿Conoces a SunFields?

Sunfields es un proveedor de equipos fotovoltaicos desde el año 2007, ha cubierto el suministro de proyectos solares en casi todo los continentes, lo que le ha aportado una extensa experiencia en la evaluación de calidad de los productos que trabajan.

Seguir leyendo
publicidad kit media
  1. Portada
  2. >
  3. Energías Renovables

ECODES apoya las energías renovables y pide que se aclare el coste real de cada fuente de energía

Si se tienen en cuenta todas las externalidades de las fuentes de energía convencionales, las energías renovables se muestran claramente competitivas. Una tasa a las petroleras y a las empresas de gas, destinada a subvencionar las renovables puede ser, como proponen las agrupaciones empresariales fotovoltaicas, una fórmula de penalizar las costes indirectos (vertidos de petróleo, tratamiento de residuos radiactivos, etc) de estas fuentes de energía fósiles.
Enviado por:



Fecha de publicació: 28/06/2010, 15:18 h | (224) veces leída

Ante el momento clave que está viviendo el sector de energías renovables en España, entre las demandas de todos los grupos de interés alrededor del mismo y la actitud del Ministerio de Industria empeñado en ahorrarse primas como sea, desde Ecodes creemos que la crisis está imponiendo una visión a corto plazo de los escenarios energéticos más beneficiosos y ocultando los costes reales de cada fuente de energía. El Gobierno está perdiendo de vista el hecho de que el desarrollo de las renovables es imprescindible para garantizar una economía baja en carbono que mantenga el aumento de temperatura por debajo de los2 ºC.

Informes como los elaborados por European Climate Foundation (ECF) muestran que, para 2050, un escenario bajo en carbono con un 80% de fuentes de energía renovable, y hasta  un escenario cero emisiones con un 100 % de renovables, es posible, con un coste futuro de la electricidad comparable al fututo coste de la electricidad en un sistema eléctrico como el actual. 

Es sorprendente que el Gobierno de España esté atendiendo a las presiones de los productores de energía más perjudiciales con el medio ambiente – nuclear, carbón, petróleo– sin explicar claramente a la ciudadanía el coste real de cada una de ellas, incluyendo en éste todos los componentes: seguridad, residuos y externalidades (emisión de CO2 especialmente).  La planificación energética y el análisis de costes requiere un horizonte, lo suficientemente amplio, que permita comparar la fuerte inversión inicial que necesitan las renovables con el incremento de los costes de los combustibles fósiles a largo plazo.

Los estudios de ECF muestran que las inversiones en renovables y en infraestructura eléctrica, a nivel europeo, deberán aumentar un 50-100% en los próximos 15 años para conseguir un sector eléctrico de cero emisión de carbono en el 2050. Sin embargo, en este escenario, la factura eléctrica empieza a disminuir antes del 2020 y los gastos de explotación diarios se reducen rápidamente hasta 2050.  Por el contrario, en un escenario energético como el actual basado en fuentes no renovables, el coste del  los combustibles fósiles crecerá, tanto por su escasez como por lo altos costes de extracción. Así, se presupone que el precio medio del petróleo crudo pasará de 97$ por barril en 2008 a 130 $ por barril en 2020 y llegará hasta los 150$ por barril en 2050. También se espera que el precio del gas natural se cuadruplique entre 2008 y 2050, mientras que el precio del carbón continúe subiendo hasta alcanzar los 172$ por tonelada en 2050. Se computa un “precio adicional” por el CO2 que sube de 20 dólares la tonelada de CO2 en 2020 a 50 dólares por tonelada en 2050.

Si se tienen en cuenta todas las externalidades de las fuentes de energía convencionales, las energías renovables se muestran claramente competitivas. Una tasa a las petroleras y a las empresas de gas, destinada a subvencionar las renovables puede ser, como proponen las agrupaciones fotovoltaicas, una fórmula de penalizar las costes indirectos (vertidos de petróleo, tratamiento de residuos radiactivos, etc) de estas fuentes de energía fósiles.

Bajo un escenario en el que se lograsen reducir un 50 % las emisiones procedentes del sector energético mundial se crearían 11,1 millones de puestos de trabajo en todo el mundo, 3,1 millones más que con el mix energético actual. La crisis no puede hacernos renunciar a los objetivos de introducción de energías limpias en España, más aún si tenemos en cuenta los modelos energéticos basados en renovables suponen la creación de nuevos puestos de trabajo.

 

www.ecodes.org

Si se tienen en cuenta todas las externalidades de las fuentes de energía convencionales, las energías renovables se muestran claramente competitivas. Una tasa a las petroleras y a las empresas de gas, destinada a subvencionar las renovables puede ser, como proponen las agrupaciones empresariales fotovoltaicas, una fórmula de penalizar las costes indirectos (vertidos de petróleo, tratamiento de residuos radiactivos, etc) de estas fuentes de energía fósiles.

 

Ante el momento clave que está viviendo el sector de energías renovables en España, entre las demandas de todos los grupos de interés alrededor del mismo y la actitud del Ministerio de Industria empeñado en ahorrarse primas como sea, desde Ecodes creemos que la crisis está imponiendo una visión a corto plazo de los escenarios energéticos más beneficiosos y ocultando los costes reales de cada fuente de energía. El Gobierno está perdiendo de vista el hecho de que el desarrollo de las renovables es imprescindible para garantizar una economía baja en carbono que mantenga el aumento de temperatura por debajo de los2 ºC.

 

Informes como los elaborados por European Climate Foundation (ECF) muestran que, para 2050, un escenario bajo en carbono con un 80% de fuentes de energía renovable, y hasta  un escenario cero emisiones con un 100 % de renovables, es posible, con un coste futuro de la electricidad comparable al fututo coste de la electricidad en un sistema eléctrico como el actual. 

 

Es sorprendente que el Gobierno de España esté atendiendo a las presiones de los productores de energía más perjudiciales con el medio ambiente – nuclear, carbón, petróleo– sin explicar claramente a la ciudadanía el coste real de cada una de ellas, incluyendo en éste todos los componentes: seguridad, residuos y externalidades (emisión de CO2 especialmente).  La planificación energética y el análisis de costes requiere un horizonte, lo suficientemente amplio, que permita comparar la fuerte inversión inicial que necesitan las renovables con el incremento de los costes de los combustibles fósiles a largo plazo.

 

Los estudios de ECF muestran que las inversiones en renovables y en infraestructura eléctrica, a nivel europeo, deberán aumentar un 50-100% en los próximos 15 años para conseguir un sector eléctrico de cero emisión de carbono en el 2050. Sin embargo, en este escenario, la factura eléctrica empieza a disminuir antes del 2020 y los gastos de explotación diarios se reducen rápidamente hasta 2050.  Por el contrario, en un escenario energético como el actual basado en fuentes no renovables, el coste del  los combustibles fósiles crecerá, tanto por su escasez como por lo altos costes de extracción. Así, se presupone que el precio medio del petróleo crudo pasará de 97$ por barril en 2008 a 130 $ por barril en 2020 y llegará hasta los 150$ por barril en 2050. También se espera que el precio del gas natural se cuadruplique entre 2008 y 2050, mientras que el precio del carbón continúe subiendo hasta alcanzar los 172$ por tonelada en 2050. Se computa un “precio adicional” por el CO2 que sube de 20 dólares la tonelada de CO2 en 2020 a 50 dólares por tonelada en 2050.

 

Si se tienen en cuenta todas las externalidades de las fuentes de energía convencionales, las energías renovables se muestran claramente competitivas. Una tasa a las petroleras y a las empresas de gas, destinada a subvencionar las renovables puede ser, como proponen las agrupaciones fotovoltaicas, una fórmula de penalizar las costes indirectos (vertidos de petróleo, tratamiento de residuos radiactivos, etc) de estas fuentes de energía fósiles.

 

Bajo un escenario en el que se lograsen reducir un 50 % las emisiones procedentes del sector energético mundial se crearían 11,1 millones de puestos de trabajo en todo el mundo, 3,1 millones más que con el mix energético actual. La crisis no puede hacernos renunciar a los objetivos de introducción de energías limpias en España, más aún si tenemos en cuenta los modelos energéticos basados en renovables suponen la creación de nuevos puestos de trabajo.





Artículos destacados sobre Energías Renovables:

¿Conoces a SunFields?

¿Conoces a SunFields?
Sunfields es un proveedor de equipos fotovoltaicos desde el año 2007, ha cubierto el suministro de proyectos solares en casi todo los continentes, lo que le ha aportado una extensa experiencia en la evaluación de calidad de los productos que trabajan.

Seguir leyendo

Innovadora forma de generar biodiésel

Innovadora forma de generar biodiésel
La producción de biodiésel como alternativa a los combustibles fósiles se ha incrementado de forma exponencial a lo largo de los últimos años debido a sus beneficios medioambientales. Sin embargo, la fabricación de este biocombustible genera glicerina como subproducto. Por cada tonelada de biodiésel, se producen 100 kg de glicerina, y el problema de esta glicerina es que tiene pocos usos directos debido a su...

Seguir leyendo

No te pierdas estos videos:

BioCultura 2018
211 visitas

Con esta campaña “queremos ilustrar el hecho de que el sector ‘bio’ se encuentra en un momento de gran expansión. Es un buen...

Greenpeace Brasil acaba de presentar el informe titulado “Madera manchada de sangre: violencia y robo de madera amazónica”, un informe que...

Envie su Comentario
SU NOMBRE:
SU E-MAIL:
SU COMENTARIO:
Especial residuos y reciclaje 2017/2018
COPYRIGHT © Grupo ECOticias SL TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS