El gran futuro de la Eólica Marina en España

  • AEE cree que la eólica marina puede ser decisiva para que nuestro país cumpla con sus compromisos climáticos.

Comparte esta noticia!

  • La eólica marina en España está en condiciones de contribuir significativamente a los objetivos globales a 2030 y 2050.
  • España tiene la oportunidad de convertirse en un hub industrial y de desarrollo tecnológico en eólica marina, especialmente de tecnología flotante, lo que supondrá un crecimiento en las actividades económicas relacionadas.
  • La energía eólica marina flotante en España contribuirá a la mitigación de los efectos del cambio climático y conllevará un impacto macroeconómico positivo, derivado de la creación de empleo cualificado, aumento de las exportaciones y crecimiento del PIB nacional.

La Asociación Empresarial Eólica (AEE) responde en un documento de ‘Preguntas Frecuentes sobre la Eólica Marina en España’ a las cuestiones principales: los objetivos, su potencial, el impacto económico, un análisis de las diferentes tecnologías disponibles, los elementos que componen un parque eólico offshore, los beneficios económicos del desarrollo de la eólica marina para España, el análisis de su impacto ambiental, sinergias con otras actividades, etc.

La Hoja de Ruta para el Desarrollo de la Eólica Marina y de las Energías del Mar en España, elaborada por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), y que salió a información pública el pasado mes de julio, pone de actualidad el potencial de la eólica marina en nuestro país e impulsa de forma decidida su desarrollo, definiendo aspectos clave que favorecen la coordinación entre todos los agentes involucrados.

Para AEE, el objetivo de la Hoja de Ruta debe ser proporcionar la continuidad y visibilidad necesarias para atraer inversiones y consolidar un tejido industrial y de I+D alrededor de la actividad generada. El desarrollo de la eólica marina en los últimos años supone que sea más rentable que algunas de las tecnologías que hoy en día forman parte del mix. 

La situación actual de la tecnología de eólica flotante ya permite hoy en día la instalación de grandes parques comerciales

El desarrollo de la eólica flotante en España debe aprovechar las ventajas que aporta la apertura de nuevos emplazamientos más alejados de la costa, los cuales presentan factores de capacidad elevados que pueden superar las 4.000 horas equivalentes, y que permiten una disminución sustancial del impacto ambiental y visual respecto a antiguos proyectos de cimentación fija desarrollados hace más de una década.

La promoción de la actividad tecnológica e industrial de la energía eólica marina flotante en España contribuirá a la mitigación de los efectos del cambio climático a través del desarrollo de una energía limpia y conllevará un impacto macroeconómico positivo, derivado de la creación de empleo cualificado, aumento de las exportaciones y crecimiento del PIB nacional. 

España ofrece infraestructuras de referencia internacional para el desarrollo tecnológico de la eólica marina

España dispone de la cadena de valor completa del sector eólico, con muchas de nuestras empresas ya involucradas en proyectos de eólica marina desarrollados en el extranjero. Por ello, España tiene la oportunidad de convertirse en un hub industrial y de desarrollo tecnológico en eólica marina, especialmente de tecnología flotante, lo que supondrá un crecimiento en las actividades económicas relacionadas.



AEE, en representación de sus empresas asociadas, considera que el sector de la eólica marina en España está en condiciones de contribuir significativamente a los objetivos globales a 2030 y 2050.

Sobre AEE

La Asociación Empresarial Eólica (AEE) es la voz del sector eólico en España, promoviendo el uso de la energía eólica en nuestro país, en Europa y en el mundo entero, además de representar y defender los intereses del sector. AEE cuenta con más de 250 empresas asociadas y representa a más del 90% del sector en España, que incluye a los promotores, los fabricantes de aerogeneradores y componentes, asociaciones nacionales y regionales, organizaciones ligadas al sector, consultores, abogados y entidades financieras y aseguradoras, entre otros.

Comentario/s

Deja tu comentario