La gran Fiesta de la Música fusiona arte con la ecología

Este evento, que inició la semana pasada con actividades en algunas ciudades del país, concluyó ayer con  64 eventos musicales, para todos los gustos

 

El país se llenó de manifestaciones musicales libres y gratuitas en varios espacios  públicos de distintas ciudades del Ecuador. La Alianza Francesa, en conjunto con el Ministerio de Cultura, impulsó este festival con la finalidad de fortalecer la convivencia ciudadana y la cultura democrática a partir de la  música nacional.

Este evento, que inició la semana pasada con actividades en algunas ciudades del país, concluyó ayer con  64 eventos musicales, para todos los gustos y todas la edades, distribuidos en diferentes sectores de Quito.

En el parque La Carolina, uno de los circuitos del evento, la fiesta inició a las 11:00 con la participación de la banda Beat Orama y concluyó aproximadamente a las 18:00.

Siete bandas fueron las encargadas de llevar el mensaje de la fundación Pacha Mama, dentro del marco de este festival.

“Estamos fusionando el arte con la responsabilidad ambiental que debemos tener todos los ecuatorianos. Este tipo de eventos sirve para que la ciudadanía no solo apoye y conozca el talento y la producción nacionales, sino que cree conciencia de ciertas cosas que están pasando y deben cambiar”, manifestó Estefanía Páez, productora del concierto en este parque.

Renata Mancero, asistente al evento, quien todos los años asiste a este festival, dijo que el hecho de que se haya extendido a varios puntos de la ciudad crea mayor diversidad.

En Cuenca y varios cantones del Azuay la fiesta se la vivió del mismo modo, con la presentación de bandas de hip hop, reggae, rock, ska y música nacional.

El jazz y la música clásica lírica tuvieron su escenario en el teatro Carlos Cueva Tamariz. La música de Fernando Zambrano, Caravan Latin Jazz y la Cámara de la Universidad de Cuenca deleitaron a los oyentes con estos géneros que envolvieron a todo el teatro.

A pocos metros de allí, el rock acústico y melódico se tomó la Esquina de las Artes. Ayer el festival finalizó en el cantón Oña.

Los amantes del rock pesado se concentraron en la plaza del Otorongo, para escuchar a diversas bandas como: Malversa, Pasajero, Antidopping, Rosas para los Muertos, Sal y Mileto, entre otras, ofreciendo al público la posibilidad de escuchar a nuevos grupos.

El festival de la música se realiza desde hace cinco años en las ciudades donde está la Alianza Francesa, sin embargo este año el Ministerio de Turismo decretó que esta fiesta se celebre a nivel nacional y estableció el 30 de junio como el Día de la Fiesta de la Música en nuestro país.

La idea de la Fiesta de la Música surgió a partir de una tradición en Francia: cada 21 de junio los galos festejan con música la llegada del verano. “El Ministerio de Cultura decidió hacer de la fiesta francesa otra ecuatoriana y aquí es el 30 junio”,  explicó Caroline Gaimard, coordinadora cultural de Alianza.

http://www.eltelegrafo.com.ec/ – PNUMA – ECOticias.com

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés