La Junta de Andalucía quiere tener ‘controlados’ a todos los animales de compañía

En un comunicado, la Junta ha informado de que De Llera ha recordado en la Comisión de Justicia e Interior del Parlamento de Andalucía que el incumplimiento de la obligación de identificar constituye una infracción grave que supone una sanción que oscila entre 501 y 2.000 euros

El consejero de Justicia e Interior, Emilio de Llera, ha anunciado que la Junta de Andalucía ha entregado lectores de microchips entre los ayuntamientos andaluces para facilitar la inspección de animales de compañía, y para que ejerzan las facultades sancionadoras que tienen atribuidas.

En un comunicado, la Junta ha informado de que De Llera ha recordado en la Comisión de Justicia e Interior del Parlamento de Andalucía que el incumplimiento de la obligación de identificar constituye una infracción grave que supone una sanción que oscila entre 501 y 2.000 euros, motivo por el que, en el año 2014, la Consejería de Justicia e Interior impuso un total de 764 sanciones.

Entre las obligaciones y prohibiciones que la Ley 11/2003, de 24 de noviembre, de Protección de los Animales, y su normativa de desarrollo, establece, el consejero ha destacado la necesidad de proceder a la identificación electrónica por parte de sus propietarios de los perros, gatos y hurones en el plazo de tres meses desde su nacimiento o de un mes desde su adquisición.

«Para garantizar la efectividad y cumplimiento de esta obligación», ha explicado De Llera, «se establece como requisito necesario que los veterinarios procedan a la identificación del animal antes de aplicar cualquier tratamiento sanitario o vacunación preceptiva, igualmente ante cualquier transmisión del animal».

Gracias a esta labor, actualmente han sido identificados y registrados en Andalucía un total de 2,3 millones de animales de compañía, incluidos los potencialmente peligrosos.

Según De Llera, uno de los principales objetivos de la Consejería en este ámbito está relacionado con la lucha contra el abandono. Esta situación incluye a los animales que se encuentran perdidos y no identificados o aquellos que, habiendo sido identificados, se requiera al propietario para su recogida y este rehúse a hacerlo en el plazo concedido al efecto, éste último comportamiento, considerado como abandono de animal, está tipificado como infracción muy grave y castigada con una multa de entre 2.001a 30.000 euros.

Durante el año 2014, se han instruido en Andalucía 530 expedientes sancionadores en materia de protección de animales de compañía y 783 expedientes por infracciones en materia de animales potencialmente peligrosos.
EVITAR LA MASIFICACIÓN

Por otro lado, la Junta de Andalucía está desarrollando medidas de información y asesoramiento a los ayuntamientos para reducir la masificación de animales abandonados de los refugios municipales y centros de recogida, así como mejorar sus condiciones de calidad.

Responsables de la Consejería de Justicia e Interior mantienen encuentros con los dirigentes de las entidades más representativas de las protectoras de animales a nivel autonómico, para establecer una mesa de trabajo en la que se avance en el fomento de la adopción de animales abandonados o perdidos, en la motivación de los propietarios para realizar la esterilización y castración de sus animales, y en el fomento de la tenencia responsable de animales de compañía.

De Llera ha anunciado también que el Gobierno andaluz estudia, como posible contenido de la normativa aplicable, la prohibición de la venta de animales de compañía no esterilizados u otras medidas tendentes a reducir el número de sacrificios en refugios y centros de acogida de animales de compañía.

Por último, el consejero ha señalado que va a impulsar la elaboración de un protocolo de actuación para la recogida y acogimiento de animales de compañía al que estarán sometidos todos los centros de acogida, tanto municipales como privados.

Este protocolo pretende establecer, en colaboración con la Consejería de Agricultura, con los veterinarios y asociaciones de protección animal, el procedimiento y el método de acogida y estancia en este tipo de centros.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés