Almería, acusado de cazar aves de forma masiva con redes invisibles

La operación policial tuvo lugar cuando una patrulla del grupo de Medio Ambiente de la Policía Autonómica inspeccionaba el referido establecimiento para comprobar que no se comercializaban medios de captura prohibidos, según ha explicado la Junta en una nota.

La Unidad de Policía adscrita a la Junta de Andalucía ha puesto a disposición judicial al propietario de un establecimiento dedicado a la comercialización de productos agrícolas y ganaderos, como presunto autor de varios delitos contra la fauna por la captura ilícita de aves con redes japonesas o invisibles en la capital para su posterior comercialización.

La operación policial tuvo lugar cuando una patrulla del grupo de Medio Ambiente de la Policía Autonómica inspeccionaba el referido establecimiento para comprobar que no se comercializaban medios de captura prohibidos, según ha explicado la Junta en una nota.

Durante esta actuación, los agentes localizaron en la parte superior de la nave cuatro redes de 12 metros de longitud y 2,40 metros de altura que contenían en su interior los cadáveres de 17 ejemplares de aves insectívoras, entre ellas un ejemplar de colirrojo tizón y 16 gorrión común.

- Advertisement -

Ambas especies se encuentran protegidas y han sido remitidas a la Delegación territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, al objeto de que determine su clasificación y emita el informe correspondiente para la autoridad judicial, ya que la caza de aves protegidas es un delito tipificado en el Código Penal, y conlleva penas que pueden alcanzar hasta dos años de cárcel o multas de 8 a 24 meses, e inhabilitación para la caza.

Además de estas cuatro redes intervenidas tras hallarse colocadas en la nave, los agentes se han hecho con otras cinco redes dispuestas para su venta, de ocho metros de longitud y 2,40 metros de altura cada una.

Las redes japonesas o de niebla resultan invisibles para los pájaros y están prohibidas por directivas comunitarias, por la Ley de Protección del Patrimonio Natural y Biodiversidad y por la legislación autonómica, ya que se consideran un método de caza masivo y no selectivo que permite capturar todo tipo de pájaros, protegidos o no.

De esta actuación, el acta de denuncia por comercialización ilegal de artes de caza prohibidas se ha remitido también a la Delegación territorial de Medio Ambiente al ser órgano competente en este ámbito a efectos de incoar un expediente sancionador por infringir la normativa en vigor, que tipifica como falta grave, al comercializar medios de capturas prohibidos sin autorización. Por tanto, de esta acción de comercio entraña una infracción administrativa.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés