Asturias, Cantabria y la provincia de Lugo, en situación de «prealerta» por sequía

De esta manera, la entidad dependiente del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino (MARM) ha solicitado un «cuidado especial» para mantener las condiciones ecológicas y atender la demanda de agua mientras no se produzca la ‘rotura de estiaje’, que suele ocurrir entre septiembre y octubre, meses que este año están resultando «extremadamente secos», según ha explicado el MARM en un comunicado.

   Así, atendiendo al nivel de «prealerta», el Ministerio ha señalado que informará a las administraciones competentes y a los responsables de los sistemas de abastecimiento de más de 5.000 habitantes sobre la necesidad de «moderar el consumo» y reforzar los controles de calidad que utilizan los sistemas de potabilización.

   Con todo, ha garantizado las reservas en los «principales sistemas» de las áreas centrales de Asturias y Cantabria –no así en Lugo–, aunque no ha especificado qué iniciativas llevará a cabo en caso de persistir la falta de lluvias, al considerar que «la evolución de las precipitaciones condicionará las medidas a adoptar en los próximos días».

   En este contexto, la confederación no descarta que surja la necesidad de que «una localidad concreta» necesite «un bombeo o una captación de emergencia», para la que será necesario solicitar permiso a la Confederación Hidrográfica, que se ha comprometido a «adecuar la tramitación de estos permisos a la urgencia de esta situación».

- Advertisement -

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés