Día Mundial de las Ballenas y los Delfines 2022

El Día Mundial de las ballenas y los delfines existe desde 1986 y se lleva a cabo todos los años el 23 de julio. Tiene como objetivo principal luchar para que se detenga por completo la caza de estos maravillosos animales y se los proteja de las acciones humanas.

Sensibles y esenciales

Día Mundial de las ballenas y los delfines 2022. El delfín es un mamífero marino y fluvial de la familia de los cetáceos. Son mayoritariamente piscívoros, es decir, que se alimentan de peces. Pero también capturan sepias, moluscos y crustáceos. Pueden vivir 40 años y conforman grandes comunidades. Los delfines tienen una especie depredadora natural que son algunos tiburones. Pero quienes los han puesto en peligro de extinción son los seres humanos.

El delfín es un mamífero marino que está equipado con un sonar que emplea para localizar presas y orientarse. Debido a su forma hidrodinámica puede nadar con gran rapidez, empleando las aletas como elementos de direccionamiento y equilibrio. Hay varias especies de delfines, una treintena viven en aguas saladas y cinco en aguas dulces. Para protegerlos también existe el Día Mundial de los Delfines en Cautiverio 2022.

La familia Delphinidae incluye varios cetáceos más. Como las ballenas piloto y las orcas. Pero también existen otros tipos de ballenas de familias diferentes. Todos ellos viven en los océanos y mares de todo el mundo. Son extremadamente sensibles y están en peligro de extinguirse a causa de las acciones humanas.

Los delfines y las ballenas se encuentran entre los animales más antiguos de nuestro planeta. Y son parte esencial de la cadena trófica. Ello implica que su rol en el equilibrio ecológico de la vida marina es esencial. Ya que participan en varias etapas de la generación y regeneración de la biota. Día Mundial de las ballenas y los delfines 2022.

Concientización y defensa

Muchas de las especies tienen algún grado de protección en zonas puntuales de todo el mundo. Pero siguen siendo víctimas de las redes de los pescadores con demasiada frecuencia. Además, estos animales están amenazados por la contaminación plástica, la de productos químicos y los desechos tóxicos que acaban en sus hábitats acuáticos.

Para asegurar la supervivencia de los delfines y las ballenas sería necesario terminar con las redes de deriva. Eliminar los sistemas de pesca intensiva y apostar por los que resulten sostenibles. Acabar con la contaminación marina. Y prohibir terminantemente la captura de delfines y ballenas destinados a parques acuáticos.

Día Mundial de las ballenas y los delfines 2022

NO más delfinarios

El hábitat natural de los delfines y las ballenas puede ser tanto el Océano Pacifico, como el Índico. También el Mar Mediterráneo o los ríos Mekong o Amazonas. Nunca un parque acuático donde sufren de una manera indecible. Para que, a cambio de comida hagan piruetas y sean aplaudidos por quienes pagan para ver este terrible espectáculo.

Nadie en su sano juicio sería cómplice de tamaña tortura a estos sensibles seres. Ni ayudaría a que esto continuase aportando de su bolsillo. Si no ignorasen que la mayoría de los animales de los parques acuáticos fueron capturados en sus hábitats naturales. Separados cruelmente de sus familias y obligados a vivir con extraños, con quienes no tienen ni origen ni costumbres en común.

O que sufren de enfermedades relacionadas con el cloro de las piscinas. Que les destrozan la piel y los pulmones. Por tanto, la mejor forma de celebrar el Día Mundial de las ballenas y los delfines 2022 es conocer a fondo qué hay tras los delfinarios. Para negarse a ir a uno de estos sitios por el resto de sus vidas. Y bregar para que estas cárceles de cetáceos se prohíban por completo. Si no existen sitios que se lucren con su tortura, ya no será necesario capturarlos. Y al menos una de sus amenazas se habrá acabado.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés