Pasan los días, nada se sabe quien va inspeccionar las empresas contaminantes asturianas

A pesar de esa obligación legal de controlar las industrias contaminantes, el Principado no lo está haciendo. No lo está haciendo porque no cuenta con suficientes inspectores cualificados para ello, tal como exige la norma europea.

La Coordinadora Ecoloxista d’Asturies ha reclamado más rigor a la Consejería de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente para el nuevo Plan de Inspección Ambiental del Principado de Asturias 2018-2020, que anuncian va ser mucho más ambicioso que el anterior pero pasan los días del anuncio del Consejero y no concretan quien lo va hacer.

Ya fuimos críticos con el anterior Plan de Inspección Ambiental (2014-2017) por ejecutarse sin medios y sin personal inspector. Muchos nos tememos que el actual sea más de lo mismo.

Que se nos esté vendiendo humo otra vez más. Porque no se dice quienes van hacer tantas inspecciones ni con qué medios ni presupuestos se va abordar tal labor.

- Advertisement -

El actual marco legal contempla que los órganos competentes para realizar las tareas de inspección ambiental garantizarán que todas las instalaciones bajo el ámbito de aplicación de la Ley, estarán cubiertas por un plan de inspección ambiental que considerará la totalidad del ámbito territorial en que éstas operan y garantizará que este plan es objeto de periódica revisión y, cuando proceda, actualización.

A pesar de esa obligación legal de controlar las industrias contaminantes, el Principado no lo está haciendo. No lo está haciendo porque no cuenta con suficientes inspectores cualificados para ello, tal como exige la norma europea.

Están realizando las inspecciones Guardas asociados a esa Consejería, los cuales no tienen formación técnica ni capacitación para considerarse Inspectores Ambientales.

Pero además de no contar con cualificación suficiente, estos Guardas de Calidad Ambiental, deberían ser 8 pero solo hay 6. Porque 2 plazas están sin cubrir desde hace tres años, encima las dos plazas de la zona central de Asturias que son las más importantes y necesarias.

Las sacaron en promoción interna en dos ocasiones, las solicitaron varios agentes, pero las dejaron desiertas sin saber muy bien el porqué de este boicot a nuevos guardas. Por si esto fuera poco, por culpa de una falta de acuerdo sobre las dietas, solo trabajan de mañanas, con lo cual por la tarde nadie comprueba nada de lo que se denuncia, hasta el día siguiente no hay inspección.

De todas formas, una cosa es que un Guarda de Calidad ambiental pueda controlar pequeños talleres mecánicos y cosas de menor entidad, y otra bien distinta inspeccionar a una gran industria para determinar si emite contaminantes químicos u orgánicos peligrosos a la atmósfera o no. Para esto se necesita personal cualificado y con conocimientos en química e ingeniería industrial. Algo que un Guarda no tiene, pues su formación es tan sólo FP en medio natural y recursos paisajísticos.

El Principado solo tiene activos para inspecciones de calidad del aire a un jefe de Sección y a un ingeniero técnico. Llevamos años reclamando una ampliación de plantilla, porque sino es imposible cumplir tanta promesa de inspección con rigor.

La carencia de inspectores ambientales cualificados hace que el control e inspección de las emisiones contaminantes a la atmósfera no se esté ejerciendo adecuadamente por parte del Gobierno de Asturias, el Principado al carecer de servicios de inspección propios hace que en muchas ocasiones contrate las inspecciones con empresas externas especializadas. Empresas que habitualmente trabajan para las propias industrias.

De hecho la mayor parte de su volumen de trabajo es con estas empresas. El principado si quiere cumplir con sus obligaciones de inspección debería crear un CUERPO DE INSPECCIÓN AMBIENTAL propio, formado por funcionarios públicos suficientes, los cuales gozarían de la independencia que les otorgaría su condición funcionarial, titulados superiores, con conocimientos específicos y cualificación adecuada.

No solo dudamos de las inspecciones que dicen que se hacen, es que desde la Coordinadora Ecologista, que presenta decenas de denuncias todos los años, no tenemos conocimiento de ningún expediente sancionador a raíz de nuestras denuncias, porque la Consejería de Medio Ambiente no nos informa del desarrollo de los expedientes, a diferencia de lo que sí hacen otros organismos públicos con otras denuncias que presentamos, para así cumplir el actual marco legal dispuesto en la Ley 39/2015, de Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas.

Coordinadora Ecoloxista d’Asturies

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés