Getafe supera el límite para la protección de la salud por dióxido denitrógeno

El NO es un gas tóxico e incoloro que es emitido en mayor cantidad, pero reacciona con el ozono sufriendo una rápida oxidación a NO2, siendo éste el que predomina en la atmósfera, de color pardo rojizo.

El municipio de Getafe superó la pasada noche en dos ocasiones el valor límite para la protección de la salud por dióxido de nitrógeno, que está establecido en 200 microgramos por metro cúbico. En concreto, la estación medidora de Getafe ha marcado 212 microgramos por metro cúbico a las 21 horas y 202 a las 22 horas, según los datos de la red de calidad del aire de la Comunidad de Madrid a los que ha tenido acceso Europa Press.

El NO es un gas tóxico e incoloro que es emitido en mayor cantidad, pero reacciona con el ozono sufriendo una rápida oxidación a NO2, siendo éste el que predomina en la atmósfera, de color pardo rojizo. En altas concentraciones, producen problemas respiratorios sobre la salud humana, problemas de crecimiento y clorosis en la vegetación y son capaces de corroer tejidos y materiales diversos.

El Gobierno municipal anunció a finales de 2017 que tenía previsto aprobar un protocolo anticontaminación, que sería meramente informativo y de divulgación sobre las emisiones de dióxido de nitrógeno (NO2), pero no recogería ningún tipo de restricciones.

La alcaldesa, Sara Hernández, aseguró entonces que «de nada» sirven las acciones que desde el Ayuntamiento de Getafe se realicen para mejorar la calidad medioambiental «si otro municipio vecino no lo hace, porque la contaminación no entiende de fronteras y afecta a todos por igual». Por su parte, el concejal de Sostenibilidad, Jorge Rodríguez, afirmó que en Getafe «no hay un problema con la circulación en el casco urbano», sino con «las vías que nos rodean tanto a nivel autonómico como nacional».

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés