Directiva para la internalización de los costes de la contaminación en la compra pública de vehículos de transporte

La Directiva obliga a los poderes adjudicadores públicos y operadores de servicios de transporte públicos que tengan en cuenta, a la hora de adquirir los vehículos de transporte por carretera, los impactos energéticos y medioambientales que éstos generan durante toda su vida útil. Ello incluye el consumo de energía y las emisiones de CO2 y de otros gases de combustión contaminantes.

El objetivo es promover, estimular y crear economías de escala en el mercado para los vehículos limpios y energéticamente eficientes y aumentar la contribución del sector del transporte a las políticas en materia de medio ambiente, clima y energía de la Comunidad.

Para ello, la Directiva obliga a la inclusión, dentro de los criterios de adjudicación, de los costes del consumo de energía, las emisiones de CO2 y las emisiones contaminantes durante la vida útil de los vehículos y ofrece un método estandarizado para el cálculo de esos costes.

www.udalsarea21.net

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés