El Gobierno británico pide a los investigadores del clima que sean «más críticos y transparentes»

Según explica al rotativo ‘The Guardian’, el escepticismo y la crítica son «fundamentales» para el avance de la  ciencia y los datos y análisis deben quedar disponibles a la opinión pública «para que la gente pueda impugnarlos sin trabas». «En el caso de la ciencia climática que se ha convertido en una cuestión de gran carga política, los datos han de ser lo más claros posible y someterse al escrutinio público», subrayó.

   En este sentido, el experto se refirió al caso del científico David Holland, subordinado del presidente del Panel Intergubernamental para el Cambio Climático de las Naciones Unidas (IPCC), Rajendra Pachauri, que se negó a renunciar y pedir disculpas personalmente por una declaración falsa sobre los glaciares del Himalaya que reflejaba el informe de 2007 de este organismo.

   Igualmente, destacó el episodio del ‘climagate’, cuando unos ‘hackers’ colgaron en la Red correos electrónicos internos del Centro de Investigación del Clima de la Universidad de East Anglia (Reino Unido). En su opinión, este asunto revela la «presión intensa y prolongada» a la que fueron sometidos estos científicos «por su resistencia extrema a compartir información».

PACHAURI «NO DEBE DIMITIR»

   No obstante, Beddington considera, junto a otras importantes personalidades científicas, que Pachauri «no debe dimitir», aunque insta al IPCC a que responda a las preguntas y establezca medidas para evitar repetir de nuevo errores que «puedan resultar muy perjudiciales para la ciencia».

   En esta línea, recuerda que uno de los más cercanos colaboradores de Pachauri, Chris Field, que supervisó el informe de 2007, dijo hoy que se necesitaba un sistema para lidiar con los errores. «Necesitamos un proceso que nos permita actuar agresivamente cuando admitimos un error», reconoció entonces el científico.

   Para Beddington, los fallos cometidos ponen de manifiesto la necesidad de reflexionar sobre los procedimientos del futuro. A su juicio, aunque muchos sean correctos, el IPCC debe replantar sus sistemas pues, mientras que algunas de las «grandes verdades» de la ciencia del clima sean «incuestionables», existen otras áreas «inciertas» sobre las que «es preciso profundizar».

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés