Ecologistas en Acción denuncia la inactividad de los responsables regionales para frenar la contaminación

Ecologistas en Acción ha denunciado este miercoles «la inactividad» y «el inmovilismo» de los responsables regionales a la hora de tomar medidas para frenar la contaminación del aire, ha informado Ecologistas en Acción en un comunicado.

   La organización ecologista ha recordado que la normativa europea indica que no se ha de superar en más de 25 días al año el Umbral de Protección a la Salud (concentración media de 120 microgramos /metro cúbico de ozono durante 8 horas consecutivas).

   Sin embargo, Ecologistas en Acción ha denunciado que a 31 de julio, de las 23 estaciones de la red de medición autonómica, 9 rebasan ya este límite. Además, ha señalado que, si se usaran los baremos de la OMS -que establecen límites más protectores para la salud- el número de estaciones que los superan ascendería a 20, casi la totalidad.

   Según los datos de la organización, durante los 31 días de julio, se respiró aire malsano (por superar el umbral de protección a la salud por ozono) en Arganda y Algete al menos durante 21 días del mes; durante 20 días en Alcobendas y Orusco; 19 en Guadalix y El Atazar.

- Advertisement -

   Según las recomendaciones de la OMS las cifras serían aún más escandalosas: varias estaciones las habrían superado todos los días del mes, o casi.

CALIDAD DE VIDA

   Ecologistas en Acción ha señalado que la Consejería de Medio Ambiente sabe bien que estos niveles afectan a la calidad de vida y a la salud de la población.

   No puede excusarse, aunque lo suele hacer así, afirmando que no se rebasa el Umbral de Alerta (240 microgramos/metro cúbico), puesto que este nivel constituye un hecho raro y excepcional en Europa. Sobre todo cuando también se supera con frecuencia el Umbral de Aviso a la Población (concentración de ozono 180 microgramos/metro cúbico en una hora) con una tónica similar a la de años previos·, ha señalado.

   Por ello, ha recalcado que «no aprecia ni sensibilidad ni intención en el Gobierno regional para mejorar la calidad del aire en su ámbito de actuación», lo que incluye la coordinación con el Gobierno local de la capital, de donde «procede buena parte del dióxido de nitrógeno que, con la acción solar», se transforma en el llamado «ozono malo» en las horas centrales del día.

   «La modificación radical de los usos y modos de movilidad en el conjunto de la región ha de ser la pauta para disfrutar de una calidad del aire que sea segura para nuestra salud, dado que la mayor parte de la contaminación del aire en Madrid proviene del tráfico de vehículos», ha agreado.

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés