Hallados en China restos fósiles de una nutria gigante de 45 kilos

Siamogale melilutra, que pesaba unos 45 kilos (diez más que las nutrias gigantes de América del Sur modernad), pertenece a un antiguo linaje de nutrias extintas que anteriormente sólo se conocía a partir de dientes aislados de una especie diferente, mucho más antigua, que se recuperó en Tailandia.

Restos fósiles de una variedad de nutria nueva para la ciencia que vivió en China hace 6,24 millones de años indican que fue de las más grandes de esta especie, con un tamaño como el de un lobo.

Siamogale melilutra, que pesaba unos 45 kilos (diez más que las nutrias gigantes de América del Sur modernad), pertenece a un antiguo linaje de nutrias extintas que anteriormente sólo se conocía a partir de dientes aislados de una especie diferente, mucho más antigua, que se recuperó en Tailandia.

Lo que es único en el nuevo descubrimiento es que los investigadores recuperaron un completo cráneo, mandíbula, dentición y diversos elementos esqueléticos, ofreciendo una gran cantidad de información sobre la taxonomía, la historia evolutiva y la morfología funcional de esta nueva especie.

«Aunque el cráneo es increíblemente completo, se aplastó durante el proceso de fosilización, los huesos eran tan delicados que no podíamos restaurar físicamente el cráneo, así que escaneamos el espécimen y prácticamente lo reconstruimos en una computadora«, dijo Densie Su, coautora de la investigación y especialista del Museo de Historia Natural de Cleveland.

El examen con Tomografía Computerizada reveló una combinación de características parecidas a la nutria y el tejón, dando paso al nombre de la especie «melilutra», que combina los nombres latinos de tejón (meles) y nutria (lutra).

Siamogale melilutra tenía una mandíbula grande y poderosa con dientes agrandados, bunodont (con cúspide redondeado) típicos de muchos linajes de nutria. Esto plantea la cuestión de si estos dientes bunodont fueron heredados por todas las nutrias de un ancestro común, o evolucionaron independientemente en diferentes linajes a lo largo del tiempo debido a la evolución de adaptaciones similares para prosperar en entornos similares -un fenómeno llamado «evolución convergente».

El equipo de esta investigación encontró que los dientes bunodont aparecieron independientemente por lo menos tres veces sobre la historia evolutiva de las nutrias, lo que sugiere que la evolución convergente es la causa.

El estudio ha sido publicado en Journal of Systematic Palaeontology.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés