Ecologistas e ingenieros piden que se invierta más en prevención de incendios ante su aumento en 2009

Así, para Ecologistas en Acción es necesaria una adecuada gestión forestal, la ausencia de monocultivos especialmente con especies no autóctonas, un mantenimiento de los bosques así como unas medidas de seguimiento y vigilancia del terreno, que, a su juicio, son mucho más importantes que algunos métodos como los cortafuegos «que tienen grandes impactos ambientales y que provocan desertificación».

   En este sentido, el coordinador de esta organización, Theo Oberhuber, explicó hoy, en declaraciones a Europa Press, que van incrementando su peso los desarrollos urbanísticos en zonas forestales, que suponen un nuevo foco de incendios y una distracción para los bomberos que tienen que dedicarse a evitar que se quemen esas casas. Así, expresó que «sería muy importante establecer unas directrices más claras en ordenación territorial para evitar la presencia de estos núcleos urbanos en zonas forestales».

   Además, el cambio climático puede agravar el riesgo de los incendios forestales en los próximos años, tal y como expresan los ecologistas, debido al «alto nivel de emisiones de efecto invernadero» y a las «olas de calor». Así, lo relevante para ellos es que en unos pocos días de verano se produjeran unos veinte incendios, ardiendo más de la mitad de la superficie, «lo que quiere decir que el peligro se produce en esos días con temperaturas extremas», indicó el responsable de la campaña de bosques y clima de Greenpeace, Miguel Ángel Soto.

   De esta forma, desde Amigos de la Tierra reiteran su preocupación por este fenómeno, que tiene consecuencias como la desaparición de biodiversidad, y animan a realizar una acción urgente contra el cambio climático que da lugar a situaciones de falta de humedad y altas temperaturas.

LOS INCENDIOS FORESTALES TIENEN CICLOS DE CUATRO O CINCO AÑOS

   No obstante, uno de los miembros de la junta rectora del Colegio Técnico de Ingenieros Forestales, Javier Manrique, explicó que aunque el aumento de incendios en 2009 se debe a las situaciones climáticas que hemos vivido, si estas no se repiten, probablemente los incendios bajen. Asimismo, apuntó que estos fuegos son cíclicos, y vienen en períodos de cuatro a cinco años, por lo que sería «normal» que en 2010 disminuyan.

   Por otro lado, entre las causas de los incendios, los ecologistas destacan la utilización de cierto tipo de maquinaria y de vehículos, las barbacoas, así como las actividades agrarias como la quema de rastrojos y la quema para obtención de pastos, que tal y como remarcó Ecologistas en Acción provoca más de la mitad de los incendios forestales.

   Así, la intencionalidad y alguna negligencia provocan la mayoría de fuegos en los montes españoles, más de un 90%, a juicio del decano de la Asociación y Colegio de Ingenieros de Montes, Carlos del Álamo. Además, para Del Álamo la principal prevención debe hacerse sobre las personas al tiempo que se mantenga un equilibrio en los puntos donde se supone que hay mayor riesgo como en las interfaces urbano-forestales.

   Por último, los ingenieros forestales también piden para los próximos años aumentar la productividad de los montes, es decir, buscar la rentabilidad en los montes, pues, como señala Manrique, un monte que no tiene rentabilidad alguna se abandona y luego se incrementa el riesgo de incendios y además no es bueno para la sociedad.

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés