Andalucía acoge la próxima semana un encuentro europeo sobre la prevención de incendios en zonas urbano-forestales

El proyecto, que se desarrolla desde abril de 2009 y está previsto que concluya en noviembre de 2011, tiene como objetivo principal mejorar las políticas de gestión de las conexiones urbano-forestales en materia de prevención del riesgo de incendios, con el fin de reducir las amenazas para la población e infraestructuras y proteger el medio natural. Para ello, los socios tratarán de alcanzar en la próxima reunión estrategias comunes y poner en marcha acciones piloto sobre cada territorio.

Además de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, también forman parte del proyecto, por parte de España, el Gobierno de las Islas Baleares y la Diputación Provincial de Teruel. El resto de socios son el Conseil Général du Gard (Región Languedoc-Roussillon), la Office National des Forêts y la Association Régionale de Défense des Forêts Contre lIncendie Région Aquitaine por parte de Francia, y AMAL (Grande Área Metropolitana do Algarve) de Portugal.

Una de las prioridades del Proyecto ‘Pyrosudoe’ para lograr una gestión eficaz de este tipo de incendios es alcanzar una mejora de las capacidades de operación e impulsar el desarrollo de los principales instrumentos de prevención social. Entre estos últimos se hallan los planes locales de emergencia, obligatorios en todas las entidades locales incluidas total o parcialmente en las zonas de peligro, y los planes de autoprotección que deben realizar empresas, núcleos de población aislada, urbanizaciones, campings e instalaciones o actividades desarrolladas en estos entornos.

En el marco del proyecto se pretende poner en práctica una cultura común del riesgo de incendio mediante la sensibilización de las poblaciones y la difusión de los resultados obtenidos, particularmente entre los profesionales dedicados a la ordenación del territorio (geógrafos, urbanistas, arquitectos, etc.). En este sentido, se hace hincapié en que los incendios forestales no sólo son una de las principales amenazas medioambientales en el ámbito internacional, sino que sus repercusiones negativas también afectan a nivel económico y social, sin olvidar la eventual pérdida de vidas humanas, todo lo cual incrementa la delicada situación que atraviesan muchas zonas rurales.

Cooperación internacional

Con anterioridad a su inclusión en este proyecto, la Consejería de Medio Ambiente participó entre abril de 2005 y junio de 2008 en el Proyecto INCENDI, enmarcado en el Programa de Iniciativa Comunitaria Interreg III-C, y en el que también tomaron parte otras regiones de España, Francia, Grecia, Italia, Marruecos y Portugal. Este proyecto permitió a las regiones socias y a todos los participantes locales adquirir, compartir y difundir experiencias y buenas prácticas sobre la problemática en materia de prevención, lucha y restauración de los incendios forestales.

Una importante repercusión de INCENDI fue la generación de un foro de intercambio de políticas, experiencias, metodologías y tecnologías, que se desarrolla desde entonces, y que ha llevado al nacimiento del Proyecto Europeo ‘Cultura del Riesgo de Incendio en Zonas de Interfaz Bosque/Hábitat: Pyrosudoe’ (Programa de Cooperación Territorial Espacio Sudoeste Europeo), también conocido como Proyecto ‘Pyrosudoe’.

Junta de Andalucia

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés