Ya tenemos aquí la época de la berrea en la Montaña Palentina

Nos encontramos en las fechas idóneas para observar la berrea en un Parque Natural como el de Fuentes Carrionas y Fuente Cobre–Montaña Palentina. Del 15 de septiembre al 15 de octubre, fechas que pueden variar ligeramente en función de las condiciones climáticas, se puede ver este fenómeno

La Berrea o celo del ciervo se inicia con las primeras lluvias de septiembre, es en este momento cuando se comienzan a escuchar los berridos de los machos. Es un sonido gutural, profundo y largo, parecido al mugido de una vaca. Durante un mes los machos no dejarán de emitir fuertes berridos o bramidos, con este gesto anuncian la llegada de su celo y avisan de su presencia a las hembras y al resto de machos de su entorno.

Nos encontramos en las fechas idóneas para observar la berrea en un Parque Natural como el de Fuentes Carrionas y Fuente Cobre–Montaña Palentina. Del 15 de septiembre al 15 de octubre, fechas que pueden variar ligeramente en función de las condiciones climáticas, se puede ver este fenómeno. La Red de Espacios Naturales de Castilla y León recomienda acudir a alguna de las empresas autorizadas por la Administración del Parque para la realización de visitas guiadas a los lugares estratégicos y, aunque se decidiera visitar por su cuenta, el usuario puede acudir a la Casa del Parque en Cervera de Pisuerga para recibir consejo sobre los mejores puntos de observación de la berrea.

También en esta Casa del Parque existe un servicio de préstamo de prismáticos que facilita la observación. Asimismo, los mejores momentos del día para la observación de los machos en celo son al amanecer y al atardecer.

- Advertisement -

En la berrera, el macho intenta apoderarse de una parcela de terreno dentro del área de campeo de las hembras, si un intruso aparece en su territorio intentará disuadirlo, pero si éste es un macho grande le plantará cara, berreará cerca de su contrincante y agachará la testuz dirigiendo las cuernas hacia él.

A veces pueden llegar a morir de inanición, al quedar las cuernas tan enredadas que no son capaces de desengancharse. La defensa del territorio y el harén suponen un gran esfuerzo, los machos no tienen tiempo para alimentarse, teniendo que retirarse a otras zonas a recuperar fuerzas. Este momento es aprovechado por los machos más jóvenes para cubrir a las hembras. Ya en los meses de mayo y junio tiene lugar el nacimiento de las crías, normalmente una cría por hembra.

Según la información de la Red de Espacios Naturales de Castilla y León, el horario de atención a los visitantes en octubre es viernes y sábados de 10 a 14 horas y de 17 a 20, y domingo de 10 a 14 horas (aunque el domingo 12 estará abierto también por la tarde), mientras que el resto de los días estará cerrado excepto el lunes 13 por la mañana.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés