La contaminación del aire y por residuos plásticos, entre lo más leído en ONU Medio Ambiente

El sitio web de ONU Medio Ambiente se hace eco de las diez noticias más leídas del año 2018, destacando, entre otras, las iniciativas que tienen por objeto la lucha contra los residuos plásticos y la contaminación del aire.

La campaña “Sin contaminación por Plásticos”, que lideró el Día Mundial del Medio Ambiente, explica cómo un material con múltiples prestaciones se ha convertido en un problema para el entorno, afectando de forma muy negativa a la salud de los océanos y, por tanto, a la integridad de los ecosistemas marinos, la fauna, la pesca, el turismo y la propia cadena alimentaria de la humanidad. Los expertos advierten que, de seguir este ritmo de consumo, en 2050 habrá más plásticos que peces en el mar.

La organización también se ha hecho eco de los perniciosos efectos de los microplásticos, toda vez que un tercio de los residuos plásticos acaban en el suelo o en el agua dulce, pasando a los alimentos, así como de la contaminación del aire y su incidencia sobre el deterioro cognitivo en las personas mayores.

La historia de las bolsas de plástico, desde su máximo apogeo hasta su decandencia a través de leyes que apuestan por su prohibición, constituye también una evidencia de las distintas acciones para combatir la expansión del plástico. Se destacan los logros de un país como Israel, que consiguió disminuir en un 80% el uso de bolsas plásticas a través de una normativa que exige que las empresas cobren a los consumidores por este artículo.

En el marco de la lucha contra el cambio climático y la disminución del excesivo consumo de carne, ONU ha narrado la historia de dos compañías que han creado y comercializado hamburguesas basadas en plantas, una innovación que recibió el premio Campeones del a Tierra 2018.

El informe sobre la Brecha de Emisiones 2018 resultó igualmente impactante, consiguiendo remover conciencias y comunicar con nitidez las razones por las que es necesario aumentar la ambición climática. Se trata de una historia que revela la sorprendente brecha que se interpone entre lo que el mundo debería hacer para reducir las emisiones y prevenir los efectos más peligrosos del cambio climático y lo que se ha propuesto hacer hasta ahora.

Por su parte, la organización sigue incidiendo en los crímenes contra la vida silvestre como es el caso del comercio de pangolines que, a pesar de su prohibición, sigue en aumento, siendo el mamífero más traficado en el mundo, además de especie en peligro de extinción.

Para más información: Sogama

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés