El nuevo marco de cambio climático alcanzado en París supone un aliciente para garantizar la seguridad alimentaria

Ulargui ha señalado el reto de lograr un sistema agrario eficiente, que maximice sus producciones agrícolas, ganaderas y agroforestales minimizando las emisiones de gases de efecto invernadero mediante el desarrollo de las políticas adecuadas

Ha resaltado que el sector agrario español es un sector prioritario desde un enfoque multidisciplinar: garante de la seguridad alimentaria, generador y sufridor del cambio climático, vertebrador del territorio, del paisaje y del desarrollo rural

Ulargui ha señalado el reto de lograr un sistema agrario eficiente, que maximice sus producciones agrícolas, ganaderas y agroforestales minimizando las emisiones de gases de efecto invernadero mediante el desarrollo de las políticas adecuadas

Para ello, ha compartido la experiencia de España en la elaboración de políticas y medidas de cambio climático, tanto a través del desarrollo de la Hoja de Ruta, de los Proyectos Clima o del Plan Nacional de Adaptación al Cambio Climático

La directora general de la Oficina Española de Cambio Climático (OECC) del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Valvanera Ulargui, ha destacado esta mañana que “el nuevo marco de cambio climático alcanzando en la Cumbre del Clima de París supone un aliciente para garantizar la seguridad alimentaria, en un contexto de cambio climático”.

Ulargui ha intervenido en una jornada sobre Agricultura y Cambio Climático organizada por la Asociación de Periodistas de Información Ambiental y Sigfito, donde ha señalado que, en todo caso, que “hay que tener presente que la producción de alimentos genera de manera intrínseca la emisión de gases de efecto invernadero y, por otra parte, que el propio sector tiene la capacidad de poder ejercer de sumidero –bien a través de la capacidad de fijación de CO2 que tienen los cultivos leñosos o los suelos agroforestales– y, al mismo tiempo, ya está sufriendo los impactos del cambio climático”.

La directora general, en su participación en la mesa en la que se abordaba la importancia de la agricultura como sumidero de carbono, ha resaltado que “el sector agrario español es un sector prioritario desde un enfoque multidisciplinar: garante de la seguridad alimentaria, generador y sufridor del cambio climático, vertebrador del territorio, del paisaje y del desarrollo rural”.

Esta mesa redonda ha integrado las visiones de la administración, del mundo académico y de la sociedad civil, representadas, junto a Ulargui, por el investigador del Centro de Estudios e Investigaciones para la Gestión de Riesgos de la Universidad Politécnica de Madrid, Carlos Hernández; y por la coordinadora de Política Agraria y Desarrollo Rural de WWF España, Celsa Peiteado.

MÁS PRODUCCIÓN Y MENOS EMISIONES

“El reto que tenemos por delante –ha proseguido la directora general– es lograr un sistema agrario eficiente, que maximice sus producciones agrícolas, ganaderas y agroforestales minimizando las emisiones de gases de efecto invernadero mediante el desarrollo de las políticas adecuadas”.

Para ello, ha compartido con la audiencia la experiencia de España en la elaboración de políticas y medidas de cambio climático tanto a través del desarrollo de la Hoja de Ruta, de los Proyectos Clima o a través del Plan Nacional de Adaptación al Cambio Climático.

La directora general de la Oficina Española de Cambio Climático ha reiterado la importancia de “integrar el cambio climático en toda la cadena alimentaria, siendo el suelo uno de los factores principales que se deben tener en cuenta y ha animado a conocer y participar en la Iniciativa 4 por Mil a la que España se adhirió durante la COP de Paris y en la que está trabajando de manera activa”.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés