Anpier pide a Revilla que «plante cara en Madrid» en defensa de la energía fotovoltaica

Un modelo, según ha señalado Martínez-Aroca en una rueda de prensa posterior, que beneficia a «miles de ciudadanos», y que Revilla se ha comprometido «a seguir defendiendo»,. según ha dicho el primero.

El presidente de la Asociación nacional de Productores de Energía Fotovoltaica, Anpier, Miguel Ángel Martínez-Aroca, ha pedido hoy al presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, que «plante cara en Madrid» en defensa de la energía fotovoltaica.

Un modelo, según ha señalado Martínez-Aroca en una rueda de prensa posterior, que beneficia a «miles de ciudadanos», y que Revilla se ha comprometido «a seguir defendiendo»,. según ha dicho el primero.

De hecho, el líder de Anpier ha destacado que el cántabro es «uno de los presidentes que más defiende» esta energía, cuya presencia en esta comunidad es minoritaria, con una potencia instalada de un megavatio.

- Advertisement -

En este sentido, tanto Martínez-Aroca como el delegado de Anpier en Cantabria, Alberto Cuartas, han incidido en la «oportunidad» de riqueza que supondría la implantación en la región de este tipo de energía, esencialmente en el ámbito del autoconsumo o con la instalación de pequeños parques solares.

«Cantabria tiene muchas más horas de sol que muchos países del norte de Europa», ha asegurado el presidente de la asociación nacional, que ha enfatizado que la «oportunidad de negocio para Cantabria está en el autoconsumo», que supondría una reducción de la factura de la luz del 50% en los hogares.

«Cantabria no puede dejar pasar desapercibida esta oportunidad», ha reiterado el líder de la asociación, que también se ha entrevistado con representantes de los grupos políticos y que esta tarde se reunirá con la agrupación de Anpier en Cantabria.

En este sentido, Cuartas ha explicado que hay inversores de esta comunidad que han puesto su dinero en plantas existentes en otras regiones, como Extremadura o Andalucía, si bien ha subrayado que Cantabria «tiene un potencial, como toda España», que ha pasado de ser líder mundial en proyectos renovables a registrar actualmente «un parón».

La visita de Martínez-Aroca a Cantabria y su encuentro con políticos e integrantes de la asociación en la comunidad se enmarca en la III edición del Camino del Sol, campaña dentro de la cual esta asociación está recorriendo toda España para impulsar la generación renovable y social de la energía, reclamando un papel activo para los ciudadanos, algo que sólo será posible si un nuevo marco normativo lo permite, puesto que las restricciones legales actuales bloquean el acceso de los españoles a la generación en cualquiera de sus modalidades: bien a través del autoconsumo o bien mediante parques sociales que proporcionen energía a la red general.

La campaña también denuncia la actual situación de las 62.000 pymes que invirtieron unos 25.000 millones de euros en fotovoltáica en 2008 y que ahora están viendo mermados sus beneficios hasta un 50% por los «recortes dramáticos» que ha aplicado el Gobierno del PP, que también afectan al autoconsumo con el conocido como ‘impuesto al sol’, el único del mundo de sus características.

En este sentido, Martínez-Aroca ha realizado una «crítica feroz» de la política energética del Gobierno del PP, hecha para «fortalecer» a las grandes empresas eléctricas y «llevar a la ruina» al más débil, las pymes fotovoltáicas, ha dicho.

Igualmente ha denunciado que la nueva subasta de 8.000 megavatios de energía plantea un modelo que, a diferencia del de 2008, «no es social», pues a la subasta solo podrán optar las grandes empresas eléctricas. «La subasta está diseñada ac hoc para ellas», para las «diez grandes operadoras de la energía, como mucho», ha asegurado.

Además, Anpier ha expresado su preocupación por los 38 arbitrajes internacionales pendientes de resolver en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversión (CIADI), dependiente del Banco Mundial, que, según Martínez-Aroca, «podrían suponer para España el pago de 7.000 millones de euros de indemnización a los fondos de inversión extranjeros que construyeron en torno al 25 por ciento del parque solar fotovoltaico nacional».

REUNIÓN CON EL GOBIERNO

Previamente a la rueda de prensa, los representantes de Anpier se han reunido con Revilla, a quien han trasladado que «Cantabria es una de las regiones de España más concienciadas con los dramáticos efectos del cambio climático y del calentamiento global» y con la necesidad de «combatirlo con fuentes de generación limpia, sostenible y de futuro».

Martínez-Aroca y Revilla han coincidido al afirmar que los efectos del cambio climático «ya se están viendo en los ciclos de sequía importantes o en temperaturas inusuales para esta estación», todo ello causado por el abuso de las energías fósiles contaminantes, según ha informado el Gobierno en un comunicado.

El presidente cántabro ha reiterado su apoyo a los miembros de Anpier y ha expresado su preocupación por las 62.000 familias que invirtieron en la construcción parques solares fotovoltaicos en 2008.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés