Actualizar

lunes, febrero 6, 2023

Cómo reacciona un águila ante un drone. Vea el VIDEO

En Melbourne, Australia, la cámara de vídeo incrustada en un drone pudo capturar el momento en que se encontraba sobrevolando un bosque cuando, de repente, un águila de 2 metros de largo se aproximaba peligrosamente al aparato con tal velocidad que la embestida derribó de una sola el drone, que terminó cayendo varios metros hasta el suelo.

Los drones son los nuevos e inesperados compañeros de las aves en un territorio que ya comparten con aviones, avionetas, globos, paracaídas o helicópteros, entre otros. Sin embargo, el tamaño de las naves no pilotadas es el oportuno para envalentonar a determinados pájaros y atacar defendiendo lo que es suyo.

En Melbourne, Australia, la cámara de vídeo incrustada en un drone pudo capturar el momento en que se encontraba sobrevolando un bosque cuando, de repente, un águila de 2 metros de largo se aproximaba peligrosamente al aparato con tal velocidad que la embestida derribó de una sola el drone, que terminó cayendo varios metros hasta el suelo.

«El águila está bien» dice ‘Melbourne Aerial Video’, el usuario de YouTube que el pasado 8 de agosto subió el clip a la web, donde suma más de un millón doscientos mil visionados.

Las águilas son animales muy territoriales y pueden llevar a volar altitudes de hasta 6.000 pies, unos 1.830 metros aproximadamente. Las otras aves dejaron de ser su única preocupación desde que comparten espacio aéreo con helicópteros, parapentes, etc. De hecho, no es novedoso que este tipo de pájaros hayan sido vistos atacando a estos objetos voladores, pero pocas veces se han podido ver tan de primera persona como en este vídeo.

Los responsables de grabar el vídeo, los australianos Adam Lancaster y su hermano, declararon en Bussiness Insider cómo la curiosa águila ya les había localizado y les estaba rodeando hasta que desapareció para reaparecer a toda velocidad para, sin apenas darse cuenta, atacar a su dorne.

Lancaster también cuenta cómo estuvieron esperando largo tiempo hasta asegurarse de que el animal no estaba herido o imposibilitado y después se dedicó a ver el estado de su drone, que no tuvo la misma suerte.

La conclusión para estos hermanos es clara: «No volar drones cerca de aves de presa: atacan al verlos como una amenaza o como una presa asequible. La gracia puede dañar potencialmente a las aves y, además, puede costarte dinero».

ep – ECOticias.com

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés