Árbol Europeo del Año 2016

El método de designación del ganador es estrictamente democrático. Las votaciones se realizan a través de Facebook, simplemente pinchando Me Gusta. Tú también puedes votar tu preferido: para ello te presentamos a los 7 candidatos españoles.

Convertirse en el Árbol Europeo del Año no es ser uno entre un millón, es ser uno entre millones y millones. En esta lid compiten para alzarse con el galardón de 2016 hasta 7 candidatos españoles, de los cuales sólo uno será finalista.

Como explica la web oficial del concurso, para conseguir el premio «no es importante la belleza, el tamaño o la edad sino la historia y la conexión con las personas. Buscamos árboles que se han convertido en una parte integrante de la comunidad en su sentido más amplio».

El método de designación del ganador es estrictamente democrático. Las votaciones se realizan a través de Facebook, simplemente pinchando Me Gusta. Tú también puedes votar tu preferido: para ello te presentamos a los 7 candidatos españoles.

- Advertisement -

OLMA DE GUADARRAMA (GUADARRAMA, MADRID)

Situada en plena Plaza Mayor de la población serrana de Guadarrama, tiene una altura de 21 metros, un perímetro de 4,45 metros y una edad de 134 años. No hay olmos ‘machos’ y ‘hembras’, sino que se designan olmas a los olmos especialmente grandes y frondosos: sus grandes y redondeadas copas se asocian a la fecundidad.

Una de las grandes virtudes de la Olma de Guadarrama es la supervivencia. Hace décadas las olmas eran habituales en el paisaje urbano de la sierra de Guadarrama y de la región de Castilla en general. Sus ubicaciones habituales eran la plaza de los pueblos y junto a las ermitas y las iglesias.

Sin embargo, la epidemia de la grafiosis, llamada así por los dibujos que trazan en el tronco los escarabajos que portan el hongo mortífero, ha acabado con casi todos los olmos, hasta el punto de que se estima que actualmente tan solo perviven un cinco por ciento de los que existían hace cincuenta años.

FRESNO ‘EL ABUELO DE LA DEHESA VIEJA’ (MORALZARZAL, MADRID)

moralzarzal

A muy pocos kilómetros de la Olma de Guadarrama vive ‘el abuelo de la dehesa vieja’, un fresno en la también localidad serrana y madrileña de Moralzarzal. Con una edad de entre 120 y 130 años, tiene una altura de 9 metros sin trasmochar (cortar las ramas) y un perímetro del tronco a 1,5 metros de 3,95 metros.

‘El abuelo’ es probablemente el fresno más viejo de la antigua dehesa boyal (destinada al ganado) de Moralzarzal, también llamada Dehesa de Abajo. El fresno forma parte de una ‘familia’ de otros 400 que conforman la Dehesa Vieja de este pueblo.

TEIXO DE BERMIEGO (BERMIEGO, ASTURIAS)

asturias

Este tejo se encuentra en la localidad asturiana de Bermiego, perteneciente al concejo de Quirós. En el dialecto local, se le conoce como Teixo de Bermiego, y en este pueblo también se le conoce como Teixo l’iglesia, al estar situado al lado de la iglesia parroquial.

Este árbol tiene una edad estimada de nada menos que 1.000 años. Su altura es de 11 metros, el perímetro de su tronco de 7 metros y el diámetro de su copa de 12,70 metros. Está declarado Monumento Natural por el Principado de Asturias.

OLMOS DEL PARQUE DE LOS PRÍNCIPES

alicante

Este grupo de seis olmos se presentan al concurso conjuntamente. Los seis forman en hilera en el Parque de los Príncipes de la localidad de Sax (Alicante), siendo de los últimos olmos de la provincia que sobreviven por ahora a la devastación de la grafiosis (con ayuda de unas trampas contra los insectos que se instalan en sus ramas).

Tienen una edad de más de 250 años, todos los ejemplares miden más de 15 metros y los perímetros de sus troncos oscilan entre los 2 y los 4 metros.

PINO-ROBLE DE CANICOSA (CANICOSA DE LA SIERRA, BURGOS)

burgos

El candidato burgalés a Árbol Europeo de 2016 es un ejemplar único en el mundo. Se trata de un siamés arbóreo, mitad pino, mitad roble. ¿Cómo pudo ocurrir semejante hecho extraordinario?

La respuesta científica es que en la oquedad del roble, producida por la pudrición provocada por antiguas podas, cayó, germinó y enraizó una semilla de pino albar, que a duras penas fue desarrollándose al principio en busca de la luz y del suelo mineral que asegurara su futuro desarrollo.

«El pino, más joven y vigoroso que el añoso roble, va poco a poco acelerando la decrepitud del árbol que le acogió en su seno y le dio cobijo y sustento en momentos más difíciles en los que el ganado hubiera podido impedir que el ‘pinocho’ prosperara», según explica la web oficial de Canicosa de la Sierra, el pueblo en cuyas proximidades (centenares de metros) se encuentra el pino-roble o roble-pino.

El pino, por lo tanto, nace del centro del roble, tal como se ve en la fotografía. Los siameses se sacan 120 años de diferencia: 130 del pino por 250 del roble. El joven es más alto y delgado (15 metros de altura por 2 de diámetro del tronco), mientras que el viejo es más bajo y grueso (12,5 metros por 3,4 metros).

Aunque no se alce con el premio este doble-árbol seguirá siendo, mientras viva, uno entre millones y millones.

LA GRAN CARRASCA (EL PEDREGAL, GUADALAJARA)

guadalajara

Pasamos a El Pedregal, pequeñísimo municipio en la provincia de Guadalajara, junto a su frontera con Teruel. En un bosque de encinas y robles se encuentra La Gran Carrasca, una encina de al menos 400 años.

Esta gran encina tiene una altura de 13 metros, un perímetro a 1,30 metros de 4,40 metros y una proyección de la copa de 235 metros cuadrados.

METASEQUOIA (LOURIZÁN, PONTEVEDRA)

pontevedra

El aspirante gallego al galardón europeo se encuentra en el Centro de Investigación Forestal de Lourizán, en la provincia de Pontevedra. La metasequoia o metasecuoya es un árbol de desarrollo rápido originario de la región china de Sichuan-Hubei. No hay que confundir esta especie con otras dos: la secuoya gigante ni la secuoya roja.

El presente ejemplar es el más alto de los candidatos españoles, alcanzando los 35 metros. Su perímetro es de 2,6 metros. Su copa es cónica y estrecha y destaca el porte esbelto caracterizado por las variaciones cromáticas propias de la estación.

Puedes votar tu preferido en esta página de Facebook.

LOS TRES PRIMEROS DEL AÑO PASADO

En la edición de 2015, el ‘Roble en un campo de fútbol’ (en Estonia) fue el vencedor con 59.836 votos, ‘El gran platanero de Tata'(Hungría) fue plata con 53.487 votos y un representante español, el ‘Chopo cabecero del Remolinar’ (en Aragón) ocupó la tercera posición del podio, si bien a distancia de los dos primeros, con 13.951 votos.

El concurso del Árbol Europeo del Año, organizado por la Environmental Partnership Association, se creó en 2011 como continuación del popular concurso Árbol del Año que en la República Checa organizaba la Fundación Alianza.

El objetivo es «destacar los interesantes árboles viejos como un importante patrimonio natural y cultural que deberíamos apreciar y proteger». Todos los años participan decenas o incluso centenares de miles de personas y los países participantes han aumentado de los 5 originales a 14.

¿Cuál de los árboles candidatos españoles te gusta más? Déjanos tu opinión como comentario a este artículo.

EP

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés