Los bosques riojanos absorben el 31% de las emisiones de CO2 producidas en la región

Estos datos provienen de un análisis que además, «cuantifica y profundiza en el papel de los bosques riojanos y de sus productos en la absorción del CO2 atmosférico y forma parte de las medidas de la Estrategia Regional Frente al Cambio Climático diseñada por el Gobierno de La Rioja», cuyo objetivo, continuó la consejera, «es disminuir en 2012 las emisiones riojanas de Gases de Efecto invernadero a la atmósfera un 37 por ciento respecto a 1990».

   La Rioja posee, según Vallejo, «un gran potencial como territorio mitigador de CO2 gracias a sus más de 300.000 hectáreas de superficie forestal, que suponen el 60 por ciento de su territorio».

   Más de la mitad de esta superficie forestal, unas 170.000 hectáreas, son arboladas, de forma que una de cada tres hectáreas de suelo riojano está cubierta de bosques.

   El estudio desvela además que los bosques de La Rioja fijan cada año 1,27 millones de toneladas de CO2 equivalente.

- Advertisement -

   En este sentido, teniendo en cuenta que las emisiones riojanas de CO2 se sitúan en 4,13 millones de toneladas, el conjunto de bosques riojanos «capta actualmente un 31 por ciento de las emisiones de la Comunidad Autónoma.

   De esta manera, La Rioja supera «con creces la media nacional, ya que los bosques absorben anualmente 75,1 millones de toneladas de CO2 que representan el 19 por ciento de las emisiones totales», señaló la consejera.

  Como explicó Urbiola, el 63,3 por ciento del CO2 que fijan los bosques riojanos, los absorben el haya, el roble el rebollo, la encina y otras frondosas. Destaca especialmente el haya, que fija el 33,1 por ciento del CO2 del total de bosques.

   Además, los bosques de pino silvestre son los que «más contribuyen a frenar las emisiones de dióxido de carbono ya que fijan el 21,3 por ciento del CO2 de los bosques riojanos».

   Por otra parte, el director indicó que en La Rioja «se cortan actualmente algo más de 55.000 metros cúbicos de madera al año, el 90 por ciento de chopo y pino silvestre».

   Más del 60 por ciento de la madera cortada se destina a la fabricación de productos de vida media larga como tableros contrachapados industriales, madera de sierra, tablero de fibras o partículas, mientras que apenas un 40 por ciento se transforma en productos como madera de embalaje, pasta de papel o biomasa.

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés