Empresas de Control de Plagas piden un protocolo de actuación rápida contra especies invasoras como la avispa asiática

La Asociación Nacional de Empresas de Control de Plagas (ANECPLA) quiere que las administraciones públicas establezcan un protocolo de actuación rápida para luchar contra las especies invasoras en cuanto se detecta su presencia en España, como por ejemplo la avispa asiática.

   En este contexto, en declaraciones a Europa Press, la directora general de ANECPLA, Milagros Fernández de Lezeta, ha explicado que es importante declarar oficialmente que una especie es un problema. Esto es lo que se ha pedido al Congreso de los Diputados, que esa declaración sea rápida.

   Al mismo tiempo, considera necesario desarrollar métodos alternativos al control químico, y tomar medidas cuando se observa que la avispa asiática u otra especie invasora es un problema extendible a toda España.

   Además, ha reconocido la dificultad de luchar contra las especies invasoras en general a las que «no se puede poner puertas» a un mundo globalizado sin límites y ha añadido que en este momento un nueva especie invasora puede estar entrando en un puerto o aeropuerto de España. «Está pasando y es una amenaza. Es un tema muy preocupante y difícil de controlar. Por eso hay que empezar a trabajar en cuanto se detecta la presencia de una especie no autóctona», ha añadido.

- Advertisement -

   Fernández de Lezeta ha señalado también la conveniencia de acordar un «planteamiento y protocolo internacional» a este respecto para poder implantar medidas conjuntas al respecto.

LA AVISPA COME-ABEJAS

   Respecto al caso concreto de la avispa asiática, una depredadora de las abejas melíferas que se come las colmenas, ha indicado que esta especie invasora se ha detectado en el norte de España y en la Comunidad Valenciana.

   Por ello, ha dicho que conviene alertar a todo el mundo para verificar si se trata de una avispa normal u oriental así como su evolución.

   En este contexto, ha apuntado que las especies exóticas invasoras «normalmente vienen de países en condiciones higienico-sanitarias poco elevadas y que controlan poco las medidas sanitarias de las exportaciones».

   En concreto, ha precisado que la avispa asiática llegó a Europa en un barco de mercancías de China que atracó en Francia, al igual que el mosquito tigre. El problema es que en el destino los depredadores naturales de estas especies no existen, por lo que su tasa de reproducción es mucho mayor.

   El problema fue detectado por los apicultores del norte de España puesto que la avispa asiática tiene como alimento principal las abejas. Hasta la fecha se ha detectado presencia de esta especie en País Vasco, Cantabria, Asturias, Galicia, norte de Portugal y en Cataluña.

   Por ello, reclama el desarrollo de productos específicos para combatir este insecto, que sean selectivos para no provocar impacto sobre las especies no diana y hacer una declaración oficial preventiva, por parte de las autoridades, con el fin de poner en alerta y funcionamiento todos los sistemas de lucha contra especies invasoras.

   La «vespa velutina» es un insecto oscuro, con el tórax y el abdomen prácticamente negro, excepto el cuarto segmento que es amarillo. Las patas son de color marrón con esquinas amarillas. Las reinas llegan a medir 40 milímetros, aunque el resto de ejemplares son más pequeños y sólo alcanzan los 30 milímetros, una envergadura sensiblemente superior a la de sus presas.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés