Freecycle, se acabó el comprar, consumir, tirar…

Con esto, el objetivo de esta interesante iniciativa es reducir la cantidad de basura, ahorrar recursos y aliviar la carga de los vertederos, al mismo tiempo que se posibilita que los usuarios del portal se beneficien al adquirir un producto de forma gratuita.

La red nació en 2003 en Estados Unidos y, reconvertida hoy en ONG, cuenta con unos 4.800 grupos con más de 7.600.000 miembros en más de 100 países. Lo que se inició a raíz de que Deron Beal, su fundador, ofreciera su viejo colchón a una treintena de amigo antes de tirarlo a la basura, se ha convertido hoy en un forma sostenible y ecológica de evitar este mal del consumo incontrolado tan extendido en los últimos tiempos.

Los freecicladores han puesto rigurosamente al día un viejo lema –“piensa globalmente, actúa localmente”- y de paso han generado un flujo contagioso de buen rollo: la sensación de desprenderte de algo útil para otra persona es algo muy gratificante, casi olvidado en esta sociedad de usar y tirar que hemos creado.

Aunque no es una idea nueva, pues el trueque, ya sea boca a boca, en mercados locales o en medios de publicidad, es una actividad muy antigua, esta plataforma si representa un nuevo nicho de mercado al emplear internet como su base de difusión, de forma que la información llega a cualquier parte del mundo.

- Advertisement -

http://iniciativasambientales.novaxove.com/

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés