Actualizar

viernes, febrero 3, 2023

Canadá teme que explote una ballena azul varada en una población costera

Butler ha indicado que el cadáver se está llenando de gas metano y teme, al igual que otros ciudadanos, que este vapor, que hincha el vientre del animal y provoca su descomposición, origine su estallido. La ballena ya ha alcanzado el doble de su tamaño.

Los residentes del pueblo de Trout River, en la isla de Terranova, Canadá, están preocupados porque temen que, de un momento a otro, explote una ballena azul muerta que quedó atrapada en la costa.

   La ballena, de 26 metros y 60 toneladas, fue arrastrada por el mar hasta la playa de este pueblo en el que viven 600 habitantes. La secretaria del municipio de Trout River, Emily Butler, ha explicado que el animal emite un fétido olor que se está extendiendo por toda la zona, según publica ‘BBC’.

   Butler ha indicado que el cadáver se está llenando de gas metano y teme, al igual que otros ciudadanos, que este vapor, que hincha el vientre del animal y provoca su descomposición, origine su estallido. La ballena ya ha alcanzado el doble de su tamaño.

   La explosión de este tipo de animal no es imposible. En 2013, el cadáver de un cachalote que había sido arrastrado a las islas Feroe estalló cuando un biólogo intentaba diseccionarlo.

   Sin embargo, un investigador del departamento de pesca de Canadá, Jack Lawson, ha asegurado que este riesgo es «muy pequeño» y que «en algún momento la piel del animal puede desintegrarse y sus tejidos romperse», pero esta descomposición no causaría una explosión sino que «se desincharía como un globo«. Aun así, el experto ha recomendado a los habitantes que se mantengan alejados del cadáver ya que puede presentar virus y bacterias.

   Asimismo, Lawson ha confesado que «el riesgo existe si alguien decide hacerle un corte con un cuchillo para ver qué pasa o si alguien es tan tonto como para caminar sobre la ballena».

NADIE QUIERE RESPONSABILIDADES

   El Gobierno de Canadá y las autoridades locales no llegan a un acuerdo sobre quién tiene que deshacerse del animal.

   Butler ha asegurado que el pueblo de Trout River no tiene los medios para hacerse cargo, pero el gobierno central estima que el asunto es responsabilidad del pueblo.

   En las declaraciones que Butler realizó en la cadena televisiva NTV explicó que, si empujaran la ballena de nuevo al mar, podría provocar un riesgo para los barcos que navegan frente a su costa.

   Trout River, que se encuentra dentro del parque nacional de Gros Morne, es un destino turístico, pero el fenómeno de esta ballena ha hecho que el número de visitantes aumente.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés