El icónico animal no era un apatosaurio, el brontosaurio vuelve a ser reconocido como un género único

El brontosaurio es uno de los dinosaurios más carismáticos de todos los tiempos, inspirador de generaciones de niños gracias a su tamaño y nombre evocador.

Aunque bien conocido como uno de los dinosaurios más emblemáticos, brontosaurio, el ‘lagarto del trueno’, ha estado mal clasificado durante mucho tiempo.

Desde 1903, la comunidad científica ha creído que el género brontosaurio era de hecho el apatosaurus. Ahora, un nuevo estudio exhaustivo de paleontólogos de Portugal y el Reino Unido proporciona pruebas concluyentes de que el brontosaurio es distinto del apatosaurio y, como tal, puede ahora ser considerado como un género único.

El brontosaurio es uno de los dinosaurios más carismáticos de todos los tiempos, inspirador de generaciones de niños gracias a su tamaño y nombre evocador. Sin embargo, como todo paleontólogo sabe, el brontosaurio era en realidad un nombre inapropiado, y debía ser correctamente referenciado como apatosaurio. Al menos, esto es lo que los científicos han creído desde 1903, cuando se decidió que las diferencias entre Brontosaurus Excelsus y Apatosaurus eran tan leves que era mejor poner a ambos en el mismo género. Debido a que el Apatosaurus se nombró antes, fue la denominación que se utilizó en virtud de las reglas de nomenclatura científica.

Ahora, los paleontólogos Emanuel Tschopp, Octavio Mateus, y Roger Benson dicen que brontosaurio es un género único, y no un apataosaurius con una cabeza diferenciada.

En un nuevo estudio publicado en la revista revisada por científicos de libre acceso PeerJ, y que consta de casi 300 páginas de pruebas, estos investigadores aplicaron métodos estadísticos para calcular las diferencias entre otras especies y géneros de dinosaurios diplodócido, y quedaron sorprendidos por el resultado.

«Las diferencias que encontramos entre brontosaurus y apatosaurus eran al menos tan numerosos como las de otros géneros estrechamente relacionados, y mucho más de lo que normalmente se encuentra entre las especies», explicó Roger Benson, uno de los coautores de la Universidad de Oxford.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés

Lista Roja de la UICN

Meteoritos carbonáceos llenos de vida

Un roedor con mucha historia

Una tortuga gigante en los Pirineos