Éxito del programa de compostaje doméstico promovido por la Diputación de Ourense

Si bien es cierto que la primera visita de seguimiento, materializada entre el 22 de diciembre de 2014 y el 30 de enero de 2015, tuvo un balance positivo, no menos cierto es que en la segunda, realizada entre los meses de marzo y abril, llegó incluso a mejorarlo debido a que los usuarios finales ya contaban con el bagaje suficiente para llevar a cabo su labor con garantías.

Concluida la segunda visita de seguimiento realizada a los viviendas que participan en el programa de compostaje doméstico promovido por la Diputación de Ourense en 20 concellos que tienen delegado el servicio de gestión de residuos en el ente provincial, los datos arrojan resultados satisfactorios.

Así lo acreditan los correspondientes informes, elaborados por una empresa independiente y en los que se da buena cuenta del proceso llevado a cabo desde el último trimestre del pasado año, momento en el que se realizó el programa de formación destinado a los participantes, procediendo a la dotación de los medios materiales y divulgativos necesarios para garantizar el éxito de la iniciativa.

Si bien es cierto que la primera visita de seguimiento, materializada entre el 22 de diciembre de 2014 y el 30 de enero de 2015, tuvo un balance positivo, no menos cierto es que en la segunda, realizada entre los meses de marzo y abril, llegó incluso a mejorarlo debido a que los usuarios finales ya contaban con el bagaje suficiente para llevar a cabo su labor con garantías.

La mayor parte de los compostadores colocados en las viviendas (95 por ciento) fueron inspeccionados in situ por los técnicos a fin de comprobar la operativa de los mismos. En su práctica totalidad se encontraban a pleno rendimiento, albergando, de forma mayoritaria, restos de comidas (en un 62,3 por ciento) y restos verdes (en un 51,3 por ciento), y en menor medida, restos secos (29 por ciento).

Aunque siguió predominando la temperatura ambiente en los recipientes, tras la primera visita, los participantes comprendieron la importancia de la presencia de oxígeno, que han logrado incrementando los volteos.

En el transcurso de las dos visitas se recogieron datos tales como la localización del compostador, la frecuencia de depósito de los distintos materiais, riegos y volteos, temperatura y volumen de llenado.

CONCELLOS PARTICIPANTES: OBJETIVOS Y FORMACIÓN

Los concellos adscritos a esta experiencia son los siguientes: A Bola, A Gudiña, A Rúa, Amoeiro, Baltar, Boborás, Castrelo de Miño, Lobeira, Lobios, O Carballiño, Os Blancos, Ribadavia, Rubiá, San Cibrao das Viñas, San Xoán de Río, Sarreaus, Trasmiras, Pobra de Trives, Vilamartín de Valdeorras y Xinzo de Limia.

Entre los objetivos definidos por la Diputación y Sogama respecto a este programa, cabría destacar la posibilidad de capacitar a los ciudadanos para proceder a la fabricación de compost a escala doméstica, obteniendo una enmienda orgánica que pueden utilizar en sus propios huertos o jardines.

Además, con su trabajo e implicación también se logra llevar a cabo una tarea de concienciación social en torno a la problemática que, a día de hoy, representan los residuos y la importancia que, en este sentido, tiene la separación en origen de los mismos, garantizando con ello su posterior reciclado.

Por su parte, la reducción de las cantidades de desechos a introducir en los contenedores verdes convencionales trae consigo una notable disminución de los costes de gestión, tanto a nivel de recogida y transporte, como a nivel de tratamiento por parte de Sogama.

En todo caso, el desarrollo de la capacidad de autogestión de los desperdicios orgánicos por parte de los participantes constituye uno de los logros más destacables, a lo que cabría añadir su mayor sensibilidad ambiental.

Las figuras de los maestros compostadores resultaron claves en la mayor parte de los municipios. Ellos contribuyeron a difundir la iniciativa y a canalizar las peticiones de los vecinos interesados en el programa, ayudando en buena medida a organizar las labores de seguimiento, a localizar viviendas y a solventar incidencias puntuales.

Las labores de formación se llevaron a cabo entre los meses de noviembre y diciembre del 2014. La charla impartida, reforzada por material didáctico y divulgativo editado por Sogama (vídeo y manual de autocompostaje) fue aprovechada para la entrega de los compostadores.

Las temáticas abordadas se centraron en el concepto de compostaje, que se acompañó de las explicaciones relativas al funcionamiento del programa, desechos que deben y no deben ser depositados en el compostador, localización y montaje de éste, y análisis visual del compost resultante.

ENCUESTAS DE EVALUACIÓN

Aprovechando la segunda visita de seguimiento, se realizaron unas encuestas de satisfacción a los usuarios a través de las cuales éstos acreditaron la buena acogida de la fase de formación, al tiempo que ensalzaron el trato dispensado por los técnicos durante las visitas, así como su capacidad resolutiva. También evidenciaron su conformidad con el modelo de compostador y constataron una reducción de la cantidad de basura producida en los hogares, lo que viene a reforzar el sentimiento de estar colaborando con la protección del medio ambiente.

De hecho, el cien por cien de los encuestados recomendarían la experiencia a otras personas por la comodidad del proceso, la menor producción de residuos y la obtención de un abono natural, a coste cero y con excelentes propiedades fertilizantes para las plantas.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés