Implicación e innovación, principales atributos de los proyectos «Recíclate con Sogama»

Velando también por los intereses de los vecinos de sus ayuntamientos, decidieron abordar estudios de contenerización para conocer las necesidades de los ciudadanos en cuanto a número recipientes para depositar las distintas fracciones de residuos.

Técnicos al servicio de la Sociedade Galega do Medio Ambiente han llevado a cabo la segunda visita de seguimiento a los 22 centros escolares de educación primaria que participan en su programa “Recíclate con Sogama” y los resultados provisionales, calificados como muy positivos, auguran que el curso académico concluirá con buenas notas en materia ambiental.

A través de entrevistas con los profesores-coordinadores, los monitores de la empresa pública han tomado nota de los distintos trabajos realizados por los colegios desde el inicio del presente curso académico, constatando, no sólo el gran interés y dedicación por parte de la comunidad educativa, sino también el carácter innovador de las iniciativas desarrolladas para profundizar en el conocimiento de los residuos y contribuir a su mejor gestión.

De residuos a recursos

Las tres erres (reducción, reutilización y reciclaje) constituyen el punto de referencia para el desarrollo de actividades que, en muchos casos, están sustentadas, coordinadas y supervisadas por las denominadas “patrullas verdes”, en las que participan alumnos que, con su trabajo diario, quieren ayudar a construir un mundo mejor recogiendo desechos, depositando cada tipología en el contenedor correspondiente y, muy importante, contribuyendo a formar y a concienciar a sus compañeros en el correcto tratamiento de los mismos. En muchos casos, asumen incluso el rol de “policías” e imponen sanciones por malas conductas.

La participación en “Recíclate con Sogama” ha llevado a algunos colegios a involucrarse en otras iniciativas de grandes dimensiones. Nos referimos al proyecto nacional Libera, promovido conjuntamente por Ecoembes y SEO Bird/Life, y cuyo objetivo es liberar la basura del entorno y hacer frente al denominado “Littering” o “Basuraleza”.

Otros centros han apostado por intensificar sus acciones internas habilitando un punto verde para la recogida de desechos especiales como tóners, CDs, pilas, al tiempo que promueven una tarea de concienciación destinada a las familias para realizar compras más racionales y adquirir productos con menos envases y envoltorios.

Velando también por los intereses de los vecinos de sus ayuntamientos, decidieron abordar estudios de contenerización para conocer las necesidades de los ciudadanos en cuanto a número recipientes para depositar las distintas fracciones de residuos.

Además de todo ello, un colegio ourensano ha querido dar un paso importante en su política de gestión de residuos al susituir los vasos plásticos de usar y tirar, a través de los cuales los pequeños consumían la leche de las meriendas, por otros reutilizables, evitando de esta forma generar desperdicios innecesarios, y otro coruñés decidió explicar, de una forma muy gráfica, el proceso de desintegración de los materiales cuando se arrojan a la naturaleza.

La elaboración de juegos tradicionales con materiales de desecho constituye una tarea habitual, con la particularidad de que un centro quiso aprovecharlos también para fabricar las medallas de una carrera solidaria “Save the Children”, destinando a esta ONG toda la recaudación.

La edición de publicaciones medioambientales se contempla igualmente en el trabajo de las escuelas, contando noticias de interés e incluso dando cuenta de recetas de cocina a partir de sobras de comidas, una forma de aprovechar recursos, reducir basura y ahorrar dinero.

Otro de los centros, con una clara visión empresarial, apostó por transformar, de forma artesanal, los residuos en productos que luego venden a través de su propia cooperativa, habiendo creado así una línea de negocio orientada a obtener ingresos económicos para el propio centro e invertirlos en material didáctico.

Medios para un programa educativo de referencia

Esta es la sexta edición del programa Recíclate con Sogama, canalizado a través del Plan Proxecta de la Xunta de Galicia, pretendiendo con el mismo fomentar la recogida selectiva de residuos en los colegios a fin de propiciar su posterior reciclado.

Con tal fin, la Sociedad pública proporcionó a los 22 centros participantes todos los medios materiales y divulgativos para llevar a cabo sus proyectos: islas de reciclaje conformada por tres contenedores (amarillo, azul y verde) para depositar de forma diferenciada los distintos desechos; un compostador para la materia orgánica, obteniendo así un abono natural de alta calidad con el que fertilizar sus huertos y jardines; y diversas herramientas pedagógicas (presentaciones, vídeos, juegos físicos y online, folletos, carteles, guías didácticas, etc) que se complementan con visitas al complejo medioambiental de Cerceda para que los pequeños puedan comprobar el resultado de su esfuerzo y conozcan por sí mismos la actividad de Sogama en la correcta gestión y tratamiento de los residuos urbanos que generan en sus hogares y escuelas.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés