EQUO critica la insostenibilidad de la alta velocidad ferroviaria y reclama una auditoría independiente para evaluar su impacto

El coportavoz de EQUO y diputado en el grupo parlamentario confederal Unidos Podemos – En Comú Podem – En Marea ha registrado una pregunta parlamentaria en la que cuestiona la sostenibilidad económica.

El diputado de EQUO, Juantxo López de Uralde, cuestiona la sostenibilidad económica, ambiental y social del AVE y reclama una auditoría independiente para analizar su impacto.

Según un informe del Tribunal de Cuentas Europeo, presentado el pasado martes, España ha recibido casi la mitad de los fondos europeos disponibles para financiar los trenes de alta velocidad en la Unión Europea (entre 2000 y el 2017 Bruselas financió con más de 11.200 millones de euros las líneas ferroviarias de alta velocidad españolas, el AVE.

Esto representa el 47% de los 23.700 millones de euros que la UE ha desembolsado a todos los países en el mismo periodo de tiempo). Más dinero para la alta velocidad que el que recibieron Francia, Alemania, Italia y Polonia juntos. Y el resultado de tal inversión, según el resultado del informe, ha sido “ineficiente”.

- Advertisement -

Por eso, el coportavoz de EQUO y diputado en el grupo parlamentario confederal Unidos Podemos – En Comú Podem – En Marea ha registrado una pregunta parlamentaria en la que cuestiona la sostenibilidad económica, ambiental y social del AVE y reclama una auditoría independiente para analizar su impacto.

Además, pregunta al Gobierno si tiene pensado reasignar sus prioridades presupuestarias “teniendo en cuenta que se ha llegado a asignar al AVE hasta 150 veces más fondos que a las líneas de cercanías, a pesar de que cada día viajan 30 veces más pasajeros en cercanías que en AVE”.

“El Tribunal De Cuentas Europeo nos ha dado la razón en lo que se refiere a la insostenibilidad de muchas de las líneas de AVE en España. Pensamos que su informe no debe caer en saco roto sino servir de base para un cambio en la política ferroviaria, que ponga freno al AVE e impulse y modernice las líneas de ferrocarril convencional y cercanías”, ha declarado Juantxo López de Uralde.

Uno de los puntos más críticos del informe del Tribunal de Cuentas Europeos es que la decisión de construir líneas de alta velocidad en España se basa habitualmente en consideraciones políticas, y que la mayoría de los informes tienen ratios coste-beneficio muy bajos y algunos “no eran viables desde una perspectiva socioeconómica”.

En concreto, el informe analiza diez líneas de alta velocidad, entre ellas, la ‘Y vasca’, para las que López de Uralde ya había solicitado, en diciembre del año pasado, ante la mesa de la Comisión Mixta para las Relaciones con el Tribunal de Cuentas la realización de un informe por el aumento de 1.800 millones de euros del coste inicial.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés