Actualizar

sábado, febrero 4, 2023

La aplicación Huella de Carbono mide ya las emisiones de CO2 de los 79 municipios de Huelva

Así lo manifestó hoy el director general de Cambio Climático y Medio Ambiente Urbano, José Fiscal, quien indicó que ‘Huella de Carbono’ procesa las emisiones de actividades de los sectores turístico, comercial, agroalimentario, transporte, distribución y servicios, entre otros, al margen del sector industrial.

   De este modo, esta parte del tejido productivo andaluz se integra en el denominado «sector difuso de emisiones», responsable de la mitad de estos gases que se liberan a la atmósfera.

   «Para la Consejería de Medio Ambiente, esta herramienta es un recurso fundamental puesto que, a partir de los resultados, se establecerán las políticas medioambientales necesarias con un alto grado de precisión. Estamos ante una información difícil de recopilar y ‘Huella de Carbono’ lo hace posible de una forma pionera en toda Europa», aseguró el director general, quien anunció que «otras instituciones europeas ya se han interesado por esta herramienta de la Junta de Andalucía para exportarla».

   Cabe recordar que, de los más de tres millones de toneladas emitidas en Huelva, «casi la mitad son debidas al consumo eléctrico, seguido por poco más de un millón de toneladas del tráfico, según el balance de 2007. Casi el 90 por ciento de las emisiones se deben a la suma del consumo eléctrico –48,39 por ciento–, el tráfico –31,47 por ciento– y la ganadería –9,20 por ciento–.

   En concreto, en la provincia onubense destaca la industrialización como «el sector responsable de casi la mitad de las emisiones debidas al consumo eléctrico». Casi el 47 por ciento de las emisiones de los subsectores del consumo eléctrico se deben a la industria, seguido muy de lejos por el residencial –22,59 por ciento– y el del comercio y servicios –15,69 por ciento–.

   Así, las empresas que se suman a este sistema de compensación de emisiones «se comprometen a realizar una auditoría anual para evaluar las emisiones generadas por sus instalaciones y actividades». Con los resultados tendrán que diseñar y aplicar un plan de reducción, basado en el ahorro y la eficiencia energética.

   Por último, es importante destacar que «la iniciativa contempla la compensación de las emisiones generadas por su actividad a través de su participación en proyectos de reforestación y de conservación de la naturaleza. Para ello, se hará un cálculo económico que tase la aportación de las empresas en función del volumen de emisiones».

   La previsión de la Consejería es que «las empresas sufraguen la plantación de dos o tres árboles por cada centenar de toneladas emitidas».

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés