Sembradas más de 157 mil plantas para reforestación

El programa de forestación para obtener plantas nativas y exóticas se llevó a cabo durante la  semana pasada,  con el objetivo de conservar las plantaciones puras, agroforestales

El programa de manejo de páramos que ejecuta el gobierno provincial de Tungurahua sembró 157.196  plantas en 36 hectáreas en el sector Vivero de Catiglata, con el  fin de contribuir a la protección de los recursos naturales de la zona centro del país.

El programa de forestación para obtener plantas nativas y exóticas se llevó a cabo durante la  semana pasada,  con el objetivo de conservar las plantaciones puras, agroforestales y ornamentales. Las especies crecerán libremente en los páramos.

Martha Chango, del programa de forestal, sostuvo que solo en esta semana se plantaron 168.338 plantas, mientras que durante todo el año 2013 se prevé la plantación de 390.500 plantas más, a fin de alcanzar las 50 hectáreas en los páramos de la provincia.

- Advertisement -

La funcionaria señaló que entre las especies involucradas están acacia, aliso, arrayán, capulí, cedro, chulán, eucalipto, fresno, guarango, molle, retama, sauce pino, ciprés de jardín, álamo, acacia, morado, cucarda, cepillo rojo y blanco y arupo.

“Con esto se intenta proteger los recursos de todos, pero lo más importante es educar a las nuevas generaciones sobre la importancia de mantener un ambiente forestal saludable para el desarrollo y protección de los ecosistemas rurales y urbanos”, sostuvo.

Por su parte, Yolanda Murillo, docente universitaria, afirmó que en abril se entregarán materiales informativos de estas acciones en distintos centros educativos, fortaleciendo el programa de Educación Ambiental que se practica en la ciudad y provincia.

Pare ello, los técnicos del Fondo de Páramos mantienen convenios con la Fundación Minga para la Acción Rural, Cooperación Marco y el Municipio del cantón Pelileo.

Durante las plantaciones hubo participación masiva de los comuneros del sector, quienes se alegraban por cada especie plantada. José Merchán, morador de Vivero de Catiglata, dijo que los páramos nunca deben desaparecer y por ello la comunidad en general está dispuesta a colaborar con el programa de forestación, hasta alcanzar los objetivos planteados por las autoridades provinciales.

http://www.telegrafo.com.ec/ – PUMA – ECOticias.com

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés