Euskadi se moviliza para salvar a las abejas de la extinción

El Parlamento Vasco ha solicitado la elaboración de planes integrales de acción para «salvar» a las abejas y para reducir el uso de sustancias tóxicas para esta especie, de la que el 40% de los ejemplares se encuentra en riesgo de extinción, la Cámara autonómica ha aprobado una declaración institucional con motivo del ‘Día Internacional de las Abejas’, celebrado el pasado 20 de mayo.

En el texto, se recuerda que el 75% de los alimentos que consume el ser humano dependen de la polinización. Además, según datos de la Plataforma Intergubernamental sobre Biodiversidad y Servicios de los Ecosistemas, el 40% de los polinizadores invertebrados se enfrentan al riesgo de extinción, en particular abejas y mariposas.

Entre los factores que inciden en este declive, desde el ámbito científico se señalan como causas la proliferación de parásitos y enfermedades en las explotaciones apícolas, el uso de ciertos pesticidas y las prácticas de la agricultura intensiva, la extensión de especies invasoras como la avispa asiática o los efectos del cambio climático.

El Parlamento Vasco alerta de que esto supone «una grave amenaza» para todos los ecosistemas y, por extensión, para las actividades
humanas productivas que se desarrollan en dichos ecosistemas, la declaración institucional subraya que el valor económico de la polinización para la agricultura en España ronda los 2.400 millones de euros anuales.

Medidas de protección

- Advertisement -

Ante esta situación el Parlamento expresa su reconocimiento al «papel esencial» de las abejas y de otros insectos polinizadores, como mariposas y abejorros, en la producción de alimentos y en el mantenimiento de los ecosistemas terrestres, e insta a las instituciones vascas a «trabajar por su protección y salvaguarda».

La Cámara solicita a las instituciones vascas, a las empresas, a los agricultores y a los consumidores que, desde su competencia y ámbito de actuación, «trabajen decididamente en favor de un modelo de agricultura respetuosa con el medio ambiente y que contribuya a preservar la biodiversidad».

En particular, el Parlamento solicita a las instituciones vascas competentes en la materia «que actúen a través de planes integrales de acción para salvar a las abejas», y que adopten medidas «para reducir o abandonar el uso de aquellas sustancias tóxicas para las abejas, como el fipronil o los neonicotinoides».

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés