Mataró se conciencia para evitar el sufrimiento de los animales utilizados en los Tres Tombs

El propósito de la reunión fue conocer más detalles sobre la gestión y las medidas que el consistorio implementa durante la celebración de los Tres Tombs.

El pasado martes 15 de enero, desde FAADA y PACMA nos reunimos con la Dirección de Cultura del Ayuntamiento de Mataró. En esta reunión también participaron el responsable de festejos de la ciudad y la veterinaria que presta servicios en todos los eventos con animales. Tras la reunión mantenida el pasado noviembre, el Ayuntamiento de Mataró celebró por fin la primera cabalgata de reyes sin animales. Mataró se une así a la creciente lista de ciudades y pueblos que ya son ejemplo de la inevitable evolución de nuestras tradiciones.

El propósito de la reunión fue conocer más detalles sobre la gestión y las medidas que el consistorio implementa durante la celebración de los Tres Tombs, intercambiar información e insistir en la imperiosa necesidad de adoptar una regulación moderna, de acuerdo con los grandes avances en el conocimiento sobre las necesidades físicas y emocionales de los équidos. La progresiva implantación de la doma natural es sólo un ejemplo.

En los Tres Tombs, caballos, burros y ponis son obligados a caminar sobre un terreno que no están acostumbrados a pisar, recorrer varios tramos donde fácilmente pueden resbalar y arrastrar cargas muchas veces excesivas entre el ruido de la gente y la música de la banda, algo que les produce estrés e incluso pánico (con el potencial peligro para el público).

- Advertisement -

El próximo 10 de febrero desde PACMA y FAADA documentaremos los Tres Tombs de Mataró para observar si se cumplen las medidas de protección y seguridad para los animales y las personas detalladas por los responsables en la reunión, tales como disponer de equipos de primera intervención a lo largo del recorrido o evitar que la banda y los caballos se crucen en ningún momento. Además, desde FAADA y el Partido Animalista hemos programado para este mes conferencias divulgativas sobre el trato que reciben estos animales.

La resistencia de la Federación de los Tres Tombs a reconocer los équidos como seres sensibles y no meras herramientas de trabajo o medios de transporte es obviamente muy fuerte. Promover tradiciones que planteen una relación humano-équido diferente no es fácil, pero somos optimistas cuando comprobamos que la sociedad empieza a pedir cambios. Mientras que no llegue el fin de la explotación animal en los Tres Tombs, desde PACMA y FAADA exigiremos a la Federación y a los ayuntamientos protocolos éticos y actualizados, basados ​​en el más reciente conocimiento científico.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés