Madrid padeció en 1886 un tornado con 47 muertos similar al de Oklahoma

La ciudad de Madrid registró un tornado como los que se producen en Estados Unidos el 12 de mayo de 1886, que dejó un total de 47 muertos, según ha explicado a Europa Press el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Alejandro Lomas.

   En aquella ocasión, de acuerdo a los estudios realizados en base a los daños producidos, el tornado tuvo una fuerza EF-3 (Enhanced Fujita scale, en inglés) frente al que se ha registrado este lunes en Oklahoma, de fuerza EF-4.

   Lomas ha señalado que también se registran tornados en España, aunque con menor frecuencia e intensidad que en el país norteamericano, al tiempo que ha precisado que las zonas de la Península más favorables son las áreas de montaña interior, sobre todo los sistemas Central e Ibérico, así como una zona en el sur de Aragón, en la provincia de Teruel.

   Sin embargo, ha añadido que no existe constancia de que se haya superado la fuerza EF3. Igualmente, se ha referido a las trombas marinas, que son menos violentas y más frecuentes y que están asociadas a las tormentas marinas.

   En cuanto a los distintos niveles, ha precisado que la escala es de 0 a 5, en función de la velocidad del viento. Concretamente, EF-0, implica vientos de entre 105 y 137 kilómetros por hora; EF-1, son vientos de entre 138 y 178 kilómetros por hora; EF-2, implica vientos de 179 a 218 kilómetros por hora; EF-3, vientos de 219 a 322 kilómetros por hora; EF-4, vientos de 267 a 322 kilómetros por hora y EF-5, supone vientos de 323 kilómetros por hora en adelante.

   «En España son muy esporádicos. No hay forma de determinar cuántos se dan», ha indicado. Lomas ha dicho que en el caso de las tormentas de tipo DANA (Depresión Aislada en Altura), conocidas popularmente como gota fría, son tormentas que dan lugar a muchas precipitaciones pero incluso pocas tormentas, por lo que normalmente no llevan asociados fenómenos convectivos.  

   El portavoz de la AEMET ha precisado que Estados unidos es «mucho más favorable» a la formación de tornados, sobre todo en la zona de las grandes llanuras, en el centro del país, en un área conocida como ‘el callejón de los tornados’.

   De este modo, ha explicado que el fenómeno está asociado a una tormenta super-célula, y ha añadido que su estructura les hace ser más persistentes en el tiempo y asociarse a otros fenómenos como vientos y lluvias. Concretamente, ha dicho que la situación se origina sobre todo en el mes de mayo, cuando hay una masa de aire cálido y húmedo procedente del Golfo de México y sur de Estados Unidos en las capas bajas mientras que en las capas altas de la atmósfera predomina la inestabilidad, con temperaturas frías.

   Finalmente, respecto a la incidencia del cambio climático en el fenómeno, ha expuesto que, de momento no se observa una tendencia hacia tornados más o menos intensos que antes. El tornado que ha afectado a la localidad de Moore, al sur de la ciudad de Oklahoma ha provocado, según el último balance, un total de 24 víctimas.

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés

Día Internacional del Conejo 2022

Los mamíferos más amenazados de Europa

ANSE protege y estudia murciélagos

Día Mundial del Rinoceronte 2022