Actualizar

viernes, febrero 3, 2023

Una munición española libre de plomo se comercializará para la época de caza de 2014, según la Federación de Cazadores

La Real Federación Española de Caza (RFEC), junto con la empresa Azor Ambiental y la colaboración de la Universidad Complutense de Madrid, ha desarrollado un perdigón libre de plomo que se pretende  comercializar antes de la época de caza de 2014 con el objetivo de cumplir con las leyes españolas que, desde 2001, prohíben la presencia de este metal en las cacerías desarrolladas en humedales, según ha anunciado el presidente de la RFEC Andrés Gutiérrez de Lara en la presentación del prototipo de perdigón ‘A-25’ de composición desconocida.

   En este sentido, ha comentado que hasta ahora, se había pedido moratorias por la «inexistencia de una alternativa barata y con prestaciones satisfactorias de los cartuchos libres de plomo». Pero que esta situación se está volviendo «insostenible» ante la prohibición de su uso en países nórdicos y Holanda, así como el previsible veto en Alemania y desde la Comisión.

   Además, ha añadido que al «anticiparse» a la previsible Directiva europea que se avecina es apostar por un producto de patente y desarrollo español con grandes oportunidades en el mercado internacional. En esta línea, ha señalado la disposición del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente de convertir esta munición en ecológica.

   Por su parte, el presidente de la empresa de reciclaje de baterías de plomo, Azor Ambiental, Andrés Gil, ha indicado que este perdigón es además de ambientalmente menos contaminante también «reduce el sufrimiento animal» puesto que «mata más rápido y más eficientemente», al mismo tiempo que responde a las necesidades de los cazadores puesto que es «mucho más barato y tiene mejores prestaciones» que las alternativas actuales a base, entre otros, de acero.

«SALIR DE GUATEMALA PARA METERSE EN ‘GUATEPEOR'»

   Gil ha indicado, que el prototipo está en un estado «muy avanzado», que sólo queda mejorar «algunos detalles» en relación a sus prestaciones y precio y que una vez se obtenga el perdigón definitivo, se le realizarán las pruebas de ecotoxicidad para descartar posibles impactos no deseados sobre el medio ambiente y para garantizar el consumo de la carne cazada. El objetivo es «no salir de Guatemala para meterse en ‘Guatepeor'».

   Por otro lado, Gil, que ha rehusado desvelar la composición metálica concreta más allá de que carece de plomo y hierro, ha declarado a Europa Press que contiene un oligoelemento que frecuentemente se prescribe en nutrición.

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés