Renovación en Santander de más de 80 contenedores subterráneos

Se trata de contenedores que están próximos a cumplir los 15 años de antigüedad y, por tanto, han agotado su vida útil, siendo precisa su sustitución, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

El Ayuntamiento de Santander ha sacado a licitación la renovación de los contenedores subterráneos más antiguos de la ciudad por un presupuesto de 1.030.500 euros. Con este contrato, se renovará el 33% de los contenedores soterrados, un total de 87 de los 262 que están en funcionamiento.

Se trata de contenedores que están próximos a cumplir los 15 años de antigüedad y, por tanto, han agotado su vida útil, siendo precisa su sustitución, ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Se trata concretamente de 43 contenedores de residuos urbanos, 15 de vidrio, 13 de cartón y 16 de envases, que se encuentran distribuidos en las calles Marcelino Sanz de Sautuola, Avenida de los Infantes, Joaquín Costa, Avenida García Lago, Doctor Diego Madrazo, Arsenio Odriozola, Avenida Castañeda, Reina Victoria, Gregorio Marañón, Avenida de los Castros, Doctor Fleming y Plaza Las Brisas.

- Advertisement -

Según ha explicado el concejal de Medio Ambiente y Movilidad Sostenible, José Ignacio Quirós, la Junta de Gobierno Local ha aprobado el expediente para contratar el suministro de estos equipos, por procedimiento abierto con varios criterios de adjudicación.

La empresa adjudicataria deberá reponer los contenedores en un plazo de siete meses y hacerse cargo de todo el proceso de instalación: desmontaje, acondicionamiento y limpieza de los fosos, revisión y reparación de los marcos, reposición de los sistemas de elevación (incluidos sistemas eléctricos, bombeo y oleo-hidráulicos asociados) y equipos de izado, sustitución de tapas y buzones, sellado, pruebas y puesta en marcha de la instalación.

Según ha detallado el concejal de Medio Ambiente se mantendrán en servicio aquellas partes de la instalación que se encuentran operativas, como pueden ser el suministro eléctrico o la obra civil.

Los equipos a instalar deberán estar dotados de un sistema de comunicaciones que permita el envío de todos los datos y parámetros disponibles a la plataforma Smart City. Igualmente, el sistema de sensores de llenado podrá consultarse en tiempo real por el camión de recogida con el objetivo de optimizar las rutas.

La empresa adjudicataria estará obligada a satisfacer una garantía de dos años que incluirá las operaciones de mantenimiento de las unidades reemplazadas.

Quirós ha señalado que este proyecto «es una muestra más» de la apuesta del Ayuntamiento por mejorar la red de recogida de residuos, mejorando los servicios públicos y por tanto la calidad de vida de los vecinos.

Además ha incidido en la importancia de la implicación ciudadana, imprescindible para que estas acciones tengan éxito y se traduzcan en una ciudad más limpia y mejor para todos.

Por ello, ha apelado a la colaboración de los santanderinos a lo largo de todo el año, y de un modo especial en estas fechas en las que crece notablemente el volumen de residuos generados en las viviendas.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés