Cerca de 1.200 escolares y 75 docentes asistieron a las clases impartidas por Recíclate con Sogama

Tras una primera visita inicial de diagnóstico, realizada a finales del pasado mes de diciembre, los educadores al servicio de “Recíclate con Sogama” recorrieron de nuevo, durante el mes de enero del año en curso, los 25 centros educativos adscritos a este programa para impartir charlas formativas, en las que participaron cerca de 1.200 escolares y 75 docentes.

Ahora serán ellos los encargados de trasladar lo aprendido a la comunidad educativa de sus colegios para que, desde ahí, la información también se proyecte al entorno familiar y social de los pequeños, posibilitando de esta forma que cada vez sean más las personas que se sumen a la gestión sostenible de los residuos. Las sesiones, de carácter teórico-práctico, integraron una presentación de contenidos a través de la cual se dieron a conocer los principales conceptos en la materia, incidiendo en el principio europeo de las tres erres (reducción, reutilización y reciclaje).

Teoría y práctica en sintonía

Tras exponer la problemática que representa la alta generación de basura, se desgranaron los gestos y comportamientos a adoptar para consumir de forma responsable, para prevenir la generación de desechos, para alargar la vida útil de los productos y para separarlos por tipologías, una vez convertidos en residuos. Acto seguido, se identificaron los distintos contenedores de recogida selectiva dispuestos en las vías públicas, así como los materiales a depositar en los mismos: amarillo, para envases de plástico, latas y briks; azul, para papel y cartón; igú verde, para envases de vidrio; y contenedor convencional, para fracción resto.

También se hizo un guiño a los contenedores específicos para pilas, a los puntos limpios, recintos cerrados a los que los ciudadanos deben llevar los desechos de carácter especial (voluminosos, aceites, aparatos eléctricos y electrónicos, pinturas, barnices, etc), y el compostaje doméstico, que despierta gran interés en el ámbito escolar, sobre todo en el caso de las escuelas que disponen de servicio de comedor y que cuentan con terreno (huerto o jardín) en el que depositar el compost resultante. Visualizan así el recorrido que hace la materia orgánica desde que es generada hasta que es devuelta a la tierra en forma de abono natural, cerrando su ciclo de recuperación y reciclaje.

- Advertisement -

La segunda parte de las charlas tuvo una dimensión más práctica. Se trataba de caracterizar una bolsa de basura tipo para que los pequeños pudiesen comprobar, no sólo la cantidad media de residuos que, por unidad familiar, se produce cada día, sino la cantidad y variedad de materiales que la conforman así como la necesidad de segregarlos correctamente en origen para que puedan ser reincorporados al circuito comercial con una nueva vida.

Las sesiones formativas, que despertaron un gran interés, propiciaron que el alumnado y el profesorado pudiesen resolver sus dudas y dejasen constancia de sus observaciones y opiniones.

Seguimiento

Los educadores regresarán a las aulas de “Recíclate con Sogama” el próximo mes de marzo para realizar una visita de seguimiento y comprobar el desarrollo de sus proyectos de reciclaje, corrigiendo posibles errores y, sobre todo, asesorando y dinamizando el trabajo conjunto que están llevando a cabo.

Para más información: Sogama

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés