Actualizar

jueves, febrero 2, 2023

Revilla ‘arremete’ contra el fracking en Cantabria

El secretario general del PRC y expresidente autonómico, Miguel Ángel Revilla, cree que «no se van a atrever» a permitir la técnica del fracking en la región porque, en ese caso, se va a «movilizar toda Cantabria». «Y yo voy a ser el primero que, si hay una máquina, aunque sea presidente, me voy a poner delante de ella», ha advertido.

   El regionalista ha respondido así preguntas de alumnos de la Universidad de Cantabria (UC) en el foro ‘Tengo una pregunta para Usted’, donde también ha confesado que «no es plato de gusto» presentarse de nuevo a la Presidencia de la Comunidad Autónoma con motivo de las elecciones de 2015.

   «El afrontar el año que viene la posibilidad de volver a ser presidente con la que está cayendo y después de que me he dedicado dos años a predicar y me van a exigir trigo, no es plato de gusto», ha admitido a los universitarios, que también le han cuestionado por su actividad en el Parlamento, la opinión de la sociedad sobre los políticos, la situación del Racing o recortes en educación y sanidad.

   Sobre el fracking, Revilla ha recordado que el Gobierno PRC-PSOE que presidió aprobó un proyecto, y ha confesado al respecto que «yo no tenía, hace tres años, ni idea de lo que era el fracking». No obstante, ha valorado que se haya «rectificado» el «error» en torno a esta práctica, con la ley que la prohíbe y que fue aprobada por unanimidad en el Parlamento regional. Pero, a renglón seguido, ha criticado la «hipocresía» e «incoherencia» del PP, que en la Comunidad Autónoma vota en contra del fracking y en España, a favor.

   Ahora bien, cree que, pese al recurso de inconstitucionalidad presentado por el Estado contra la norma autonómica, «no se van a atrever» a realizar la fractura hidráulica en la región, porque entonces -ha avisado- se va a «movilizar toda Cantabria», incluido él mismo, que será «el primero» -ha dicho- en ponerse «delante de una máquina», «aunque sea de presidente».

   Y es que si bien hace tres años no tenía «ni idea» de lo que era la fractura hidráulica y todos los informes decían que «era una cosa inocua», ahora los datos evidencian que el daño sería «terrible», una de las «peores» cosas que podrían ocurrir en Cantabria, ha aseverado.

«NO ES PLATO DE GUSTO PRESENTARSE A PRESIDENTE»

   Otra estudiante le ha preguntado sobre su intención de volver a presentarse a las elecciones, y Revilla le ha confesado que a su edad -tiene 71 años- «no es plato de gusto» afrontar la posibilidad de ser de nuevo presidente, más «con la que está cayendo» y, también, porque tras varios años «predicando» le van a «exigir trigo».

   Sin embargo, después de recordar que en las últimas elecciones el PRC logró sus mejores resultados -con un 30% de los votos-, ha explicado que es la gente la que le dice «tienes que presentarte». Y «si quieres, te presentas», ha expresado, para precisar que «si te votan con ‘V’, bien; y si te botan con ‘B’, para casa».

«ME DUELE EN EL ALMA LO QUE LE PASA AL RACING»

   En el caso de que saliera elegido presidente de nuevo, y a propósito de una pregunta sobre el Racing, el líder del PRC ha indicado que hará «todo lo posible» por no poner «más pasta» del Gobierno en el club, aunque sí daría dinero público al equipo, «el mismo que hasta ahora» y «no más allá» de las cuantías que se dan para promoción. En su lugar, el ex jefe del Ejecutivo se dedicaría a «mover gente» para encontrar a alguien que «ponga pasta y compre el equipo».

   Y sobre la llegada Ahsan Alí Syed al club, y después de reconocer de nuevo que se «excedió» diciendo que el magnate indio era «inteligente» o que tenía «cara de listo», Revilla ha comentado que no sabe «lo que pasó» pero que «este tío despareció». En cualquier caso, al líder del PRC, que es socio del Racing desde que tenía «once años», le «duele en el alma» lo que le está pasando al equipo.

   En este ámbito, también le han preguntado por la contratación de Bernardo Colsa -vinculado al PRC- como gerente de la Fundación del Racing (según publica hoy un periódico), algo que Revilla ha asegurado desconocer. Aún así, «si le pagan algo y es honrado», no creo que se pueda comparar la situación del expresidente de las peñas racinguistas -que está «muy involucrado» y «se vuelve loco» con el Racing, ha destacado- con la de Rodrigo Rato, por ejemplo.

«LOS POLÍTICOS ESTAMOS POR LOS SUELOS»

   En otro orden de cosas, le han preguntado por la visión de la sociedad sobre los políticos, que «estamos por los suelos», ha admitido. Revilla ha atribuido esta opinión a que en muchos dirigentes predomina el «gen trincón» y tienen «tendencia a meter la mano».

   En este punto, ha abogado por acabar con la corrupción, «el segundo» problema de España, aprobando una ley para que les «traben», ha dicho, y vayan a la cárcel «en seis meses», y no prescriban los delitos. También ha propuesto acabar con los paraísos fiscales, promover una reforma fiscal «con raza», para que paguen más quienes más tienen, y fomentar un sistema judicial en el que los cargos -como los integrantes del CGPJ, los jueces o el fiscal general- sean designados por «tíos con pelo en el pecho», no por políticos.

   Con todo ello, ha criticado que expresidentes y exministros estén «colocados» y «enchufados» en grandes empresas eléctricas o de telefonía, en las que «no hacen nada» y «sospecha» -ha añadido- que están «como pago a favores» realizados a las compañías durante el desempeño del cargo público.

   Revilla, que ha negado «rotundamente» recortes en sanidad o educación durante el Gobierno PRC-PSOE, cree que con los cambios citados, junto a otras medidas, como la supresión del Senado -«no sirve para nada», las diputaciones provinciales o las televisiones autonómicas, se podrían evitar recortes en esas áreas y en dependencia. Paralelamente, se ha mostrado partidario de invertir también en energías renovables, infraestructuras e I+D+i.

   Al hilo de lo anterior, ha apostado por que el Hospital Valdecilla «siga siendo público». «Y el que quiera ir a Houston, que vaya», ha apostillado.

   De otros proyectos, como el Centro Botín que se construye en Santander y que ha comparado con el Guggenheim de Bilbao, cree que va a ser «muy positivo» para la ciudad, y cree que el proyecto -que quizá se podría haber realizado «en otro sitio»- se ha «mejorado» con el soterramiento del tráfico.

PROTESTA

   En el debate, que se ha prolongado durante hora y media, han participado cerca de un centenar de estudiantes, así como cuatro más que han entrado al inicio en la sala donde se celebraba para portar, durante unos minutos, cuatro carteles, en los que podía leerse ‘Revilla populista no es amigo del pueblo’, ‘No nos representáis’, ‘Rector represor’ y ‘Fuera empresas de la Universidad’.

   Precisamente, Revilla ha iniciado el foro leyendo un panfleto distribuido con motivo de este evento y con acusaciones al CEUC y a su presidente, Carlos Fernández, por «muestras de autoritarismo», como -se señala en el escrito- se demostró en la visita del presidente cántabro a la UC el pasado 17 febrero. Y a Ignacio Diego le critican por ser «responsable de la re-presión policial» que tuvo lugar es día.

   Al rector de la UC, José Carlos Gómez Sal, le acusan de «complicidad» con los dos anteriores, y a Revilla, por ser «un populista» y «más de lo mismo, un representante de oligarquías económicas y no el amigo del pueblo». «Es el poli bueno de la película, la cara amable del sistema, pero igualmente responsable del saqueo al que estamos siendo sometidos», añade el panfleto. Extremos que ha negado el regionalista -«de oligarca yo no tengo nada»-, aunque se ha mostrado respetuoso con quienes opinan esto.

 

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés