La Fundación Tierra Ibérica entra a formar parte de la Asociación de Fundaciones para la Conservación de la Naturaleza (AFN)

La Asociación de Fundaciones para la Conservación de la Naturaleza (AFN) nace de la necesidad de defender la especificidad de las fundaciones conservacionistas de base privada, trabajando en red para compartir experiencias y ofreciendo una representación unificada ante las administraciones públicas y otros operadores.

Las Fundaciones para la Conservación de la Naturaleza, son entidades privadas de interés general que cumplen un importante papel en la sociedad. En nuestro país, las fundaciones de conservación y ambientales son actores esenciales en la protección del medio ambiente, canalizando fondos, tanto públicos como privados, que contribuyen a facilitar el derecho a disfrutar de un medio ambiente adecuado para el desarrollo de la persona, tal como garantiza nuestra Constitución.

En este sentido, colaboran con los poderes públicos para velar por la utilización racional de todos los recursos naturales con el fin de proteger y mejorar la calidad de vida y defender y restaurar el medio ambiente; las fundaciones para la conservación de la naturaleza son además una herramienta esencial para la participación social.

La Asociación de Fundaciones para la Conservación de la Naturaleza (AFN) nace de la necesidad de defender la especificidad de las fundaciones conservacionistas de base privada, trabajando en red para compartir experiencias y ofreciendo una representación unificada ante las administraciones públicas y otros operadores.

Entre los fines de la Asociación están:

– Representar y defender a las fundaciones de conservación de la naturaleza socias.
– Fortalecer la colaboración entre las fundaciones asociadas de cara a lograr una mayor eficacia en las actividades de conservación.
– Garantizar la participación de la sociedad civil y en concreto de las fundaciones, en la formulación, seguimiento y ejecución de las estrategias y las medidas de conservación.

Las cifras son significativas, más de 45.000 personas movilizadas en toda España colaborando en la protección de la naturaleza, más de 200 trabajadores directos dedicados al diseño, ejecución y gestión de proyectos, 17 centros dedicados a la conservación, educación, investigación e interpretación de la naturaleza, todo ello sin contar con lo más importante, los socios, simpatizantes y voluntarios de todas las Fundaciones.

Muchos retos tenemos por delante, como el desarrollo normativo de una nueva y actualizada Ley de Mecenazgo, de la custodia del territorio o de los bancos de hábitat, así como otros temas relacionados con la gestión responsable de las empresas, como la Responsabilidad Social y Ambiental, el voluntariado corporativo, o con respecto a los indicadores de biodiversidad, los incentivos fiscales y la representación y participación en órganos consultivos y asesores, pero estamos convencidos de que será mucho más fácil abordarlos, de forma conjunta y coordinada, con otras fundaciones que tienen nuestra misma visión y objetivos similares.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés