¿La moda sostenible es para mi?

No hay dudas de que existe una conciencia generalizada del profundo impacto medioambiental de nuestra ropa. Pero también hay una realidad: en los últimos tiempos se ha abusado del concepto de moda sostenible.

¿Hay moda sostenible?

¿La moda sostenible es para mi? La industria textil en general representa entre el 4 y el 10% de todas las emisiones anuales y mundiales de gases de efecto invernadero. Una cifra que resulta como poco vertiginosa y nefasta. Y una realidad que ya no puede seguir ignorándose. Dada la emergencia climática a la que nos enfrentamos.

Pero muchos se preguntan si la moda sostenible existe. Y en ese caso, si es para cualquiera. O solo está al alcance de unos pocos bolsillos privilegiados. Hablamos de un término genérico que califica la ropa producida y consumida de forma sostenible. Lo que implica que no se ha dañado al medio ambiente. Se pide por ella un precio razonable. Y no se ha explotado a los trabajadores que la producen. Estos son algunos consejos para pasarte el ‘team’ de la moda sostenible.

Menos y mejor

No es un cliché sino una realidad. La ropa basura también existe. Y es esa que se usa por apenas unas semanas y se desecha. Si hay algo más de 7.7 mil millones de personas en el mundo. ¿Para qué fabricar 100 mil millones de prendas cada año?

Antes de comprar cualquier prenda de ropa, especialmente si está en oferta, pregúntate: ¿Qué es lo que voy a comprar? ¿Lo necesito realmente? ¿Lo voy a usar al menos 30 veces? Si contestas que no a alguna de ellas, sal de la tienda.

Infórmate

A medida que aumenta la conciencia de los consumidores acerca de su huella de carbono aumenta el greenwashing de la moda sostenible. Esta es una desafortunada tendencia de las marcas, que tienden a adoptar posiciones vagas, engañosas o incluso falsas para hacerse más ecológicas de lo que realmente son.

No te conformes con que algo diga sostenible, responsable o ecológico. Si alguna marca ‘proclama’ sostenibilidad, debe ser transparente y demostrarlo. Busca en Internet dónde y cómo fabrican sus prendas. Averigua si no ha tenido conflictos laborales. Es muy fácil saber si lo que dicen es cierto. Y si lo es, adelante. ¿La moda sostenible es para mi?

Alquiler, segunda mano y vintage

La segunda mano y el vintage son opciones fascinantes. No solo alargas la vida de muchas prendas. También reduces el impacto medioambiental de tu armario. Y además tus modelos serán únicos y originales. En el caso de tener eventos especiales, olvídate de comprar ropa. Alquílala. Así gastarás menos y serás la estrella de la reunión.

¿Quién hace la ropa?

No es noticia que los trabajadores de la industria textil en todo el mundo sufren grandes dificultades. Es imperativo pagarles de forma justa a las personas que fabrican nuestra ropa. Y exigir que sus condiciones de trabajo y vida sean dignas y seguras. Por eso hay que decidir muy bien a quien le compramos. La diferencia siempre la hace el consumidor, que es el que elige y paga. Y la información está ahí, solo hay que buscarla.

Mira bien los materiales

Comprender el impacto que pueden tener los materiales de nuestros productos es necesario para avanzar hacia compras más sostenibles. En moda evita las fibras sintéticas. Con poliéster está confeccionada más del 50% de la ropa. Y al ser un derivado del petróleo tarda muchísimo tiempo en descomponerse. Y es altamente contaminante. Si es natural, averigua cómo se cultivó y coloreó. ¿La moda sostenible es para mi?

¿La moda sostenible es para mi?

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés

Día Mundial de los Ríos 2022

La UE cierra zonas de pesca

Proyectos ALADDIN y TAB4BUILDING