Crean un innovador telescopio a escala de gigapíxel

El Euriscopio será capaz de fotografiar todo el cielo de forma simultánea y continua con un coste relativamente bajo.

Un problema de los telescopios es que sólo observan una diminuta parte del cielo al mismo tiempo. Los astrónomos han intentado sortear este inconveniente combinando muchas imágenes que cubren distintas zonas del cielo, cada una de apenas unos grados. Los sistemas más avanzados tardan un día en producir un mapa de todo el cielo.

Pero los astrónomos son plenamente conscientes de que ocurren muchos eventos interesantes a escalas temporales mucho menores, como el tránsito de exoplanetas por delante de otras estrellas, estrellas binarias que eclipsan, estallidos de rayos gamma y más. Para poder capturar los cambios asociados con estos eventos es necesaria una forma mucho más rápida de fotografiar todo el cielo.

Nicholas Law y sus compañeros de la Universidad de North Carolina en Chapel Hill (EEUU) explican que están desarrollando el instrumento justamente para eso. Su nuevo telescopio a escala de gigapíxel podrá fotografiar todo el cielo de forma simultánea y continua con un coste relativamente bajo. Este instrumento representa un nuevo tipo de telescopio que Law y compañía denomina Euriscopio, de la palabra griega para «ver en amplitud».

- Advertisement -

El principio en el que se basa el diseño es sencillo. Consiste en 23 pequeños telescopios montados sobre una cúpula hemisférica que rota para seguir el cielo. Cada pequeño telescopio tiene una apertura de 7 cm y un campo de visión de unos cientos de grados cuadrados. Cada uno enfoca la luz recibida sobre un chip de 29 megapíxeles.

La cúpula está diseñada para que los campos de visión de cada uno de los pequeños telescopios se superpongan para cubrir unos 10.000 grados cuadrados de cielo simultáneamente y para producir imágenes de 0,7 gigapíxeles. La cúpula rota sobre una montura ecuatorial, así que el Euriscopio es capaz de registrar exposiciones de hasta 3 horas, antes de volver a la posición y empezar a observar la siguiente zona.

Eso producirá imágenes de 700 megapíxeles cada dos minutos a una tasa de 5MB de datos de por segundo. Estos se almacenarán en una unidad de almacenamiento de 20 TB capaz de gestionar hasta tres meses de datos, suponiendo que el tiempo sea bueno las dos terceras partes del tiempo.

Los telescopios pequeños son sencillos, básicamente lentes de cámara colocadas encima de chips CCD. Law y compañía han experimentado con lentes Canon F/1 de 50 y 85 mm. Y han tenido dos telescopios con estas lentes operando de forma automática en el Ártico a lo largo de los dos últimos inviernos. Explican que los instrumentos han funcionado más o menos perfectamente sin la presencia de humanos la mayor parte del tiempo.

La lente Canon F/1 de 85 mm cuesta unos 2.000 dólares (unos 1.440 euros), pero Law y su equipo han estado probando una lente Rokinon F/1.4 de 85 mm que produce resultados similares con un coste de apenas 200 dólares (unos 144 euros), una orden de magnitud menos. Si esta resulta una opción factible, reduciría considerablemente el coste del Euriscopio.

En cualquier caso, afirman que para el año que viene tendrán un prototipo de Euriscopio en funcionamiento. Con una única pieza móvil, el motor ecuatorial, el sistema será fiable, un requisito fundamental para un dispositivo que opere automáticamente sin que haya un humano presente.

Este telescopio podría hacer un trabajo de gran valor. Law afirma que su Euriscopio debería poder buscar exoplanetas en el entorno de estrellas brillantes cercanas e incluso buscar planetas rocosos en las zonas habitables en torno a estrellas enanas M cercanas.

Y como tienen la intención de almacenar todos los datos producidos por el Euriscopio, también será útil para el estudio a posteriori de cualquier evento en el cielo nocturno. Permitirá a los astrónomos examinar la zona relevante del cielo en los días, semanas o incluso meses anteriores al estallido de supernovas o rayos gamma, en busca de eventos precursores interesantes.

Será una herramienta interesante. «Los sistemas Euriscopio permiten una nueva posibilidad: la grabación de una imagen continua de una gran parte del celo visible, pudiendo seguir eventos individuales y objetos minuto a minuto en los datos almacenados», sostienen Law y compañía.

Y debería poder hacerlo a un coste relativamente bajo en un futuro próximo. «Esperamos desplegar un prototipo del sistema Euriscopio a principios de 2015, y un sistema completo poco después», afirman.

 

www.technologyreview.es – INNOVAticias

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés