Un estudio pionero analiza la emisión de gases de efecto invernadero en depuradoras catalanas

La investigación determinará los procesos de producción del N2O durante la depuración, definiendo qué condiciones ambientales favorecer su emisión por parte de los microorganismos implicados en la eliminación del nitrógeno de las aguas residuales, ha explicado el jefe del Área de Tecnologías y Evaluación del Icra, Manel Poch.

   Además, el estudio cuantificará las emisiones de NO2 en las depuradoras, puesto que mediciones directas en las plantas dan valores mucho más altos que la estimación teórica del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Cliático (IPCC), que sostiene que las emisiones del gas representarían un 1 por ciento del nitrógeno presente en el agua residual.

   «Todas las industrias deben responsabilizarse de sus emisiones, sean grandes o pequeñas», ha afirmado la investigadora del Icra Mayte Pijuan, quien ha señalado la importancia de conocer los mecanismos de producción de N2O para poder predecirlos y optimizar el tratamiento de aguas.

   Pijuan también ha confiado en que futuras normativas tengan en cuenta las emisiones de gases en depuradoras, además de regular los límites de los nutrientes en los efluentes de las plantas.

   Países como Suecia hace unos años que miden la producción de N2O en depuradoras urbanas, mientras que hace en 2009 se publicó el primer estudio de monitorización de emisiones en diversas plantas de los EE.UU. Estudios similares al del Icra también se llevan a cabo en Australia y Holanda.

   Han acompañado a Pijuan y a Poch el investigador Ignasi Rodríguez-Roda y el director del Icra, Damià Barceló, que forma parte del grupo de investigadores más citados del mundo, el ‘ISI Highly Cited’.’

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés