Identifican una nueva fuente de bromo a la atmósfera en la Antártida que contribuye a destruir el ozono

Según la investigación, estas emisiones se producen en los océanos y en las regiones polares, mientras que hasta ahora se pensaba que lso mecanismos para producir estos compuestos requerían luz solar.

Una investigación coliderada por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) ha identificado una nueva fuente de bromo a la atmósfera en la Antártida que está contribuyendo a la destrucción del ozono.

El trabajo señala que el hielo marino invernal en la Antártida es capaz de producir compuestos orgánicos de bromo en ausencia de la luz solar y estos compuestos emitidos en el invierno antártico se transportan a todo el hemisferio sur y contribuyen a destruir el ozono troposférico y estratosférico.

Según la investigación, estas emisiones se producen en los océanos y en las regiones polares, mientras que hasta ahora se pensaba que lso mecanismos para producir estos compuestos requerían luz solar. Ahora, el trabajo, que combina medidas de campo en hielo, nieve y aire y un modelo global de clima y que ha sido publicado en la revista Nature Communications, muestra que el hielo marino es capaz de producir y emitir grandes cantidades de bromo en ausencia de luz, durante el invierno polar.

El investigador del CSIC en el Instituto de Química Física Rocasolano Alfonso Sáiz López, señala que la inclusión de los flujos de emisión medidos en un modelo atmosférico indica que estos compuestos se dispersan por la troposfera del hemisferio sur y podrían llegar incluso a la estratosfera. «Asimismo, el modelo atmosférico también muestra que la foto-descomposición de esta nueva fuente de bromo orgánico puede contribuir a la destrucción de ozono en la baja atmósfera del hemisferio sur», advierte.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés