La biodiversidad canaria ‘chamuscada’

SEO/BirdLife considera que es prioritario preservar los montes de laurisilva y pinar canario por su elevado número en especies y subespecies endémicas

 

 

SEO/BirdLife quiere hacer hincapié en la fragilidad de los ecosistemas canarios y la elevada periodicidad con la que se vienen produciendo incendios forestales en los últimos años, afectando de forma preocupante a la masa forestal del archipiélago.

- Advertisement -

 

 

Los montes de laurisilva y pinar canario, muy afectados por los actuales incendios de la islas de La Gomera y La Palma, son dos ecosistemas exclusivos de Canarias de gran importancia para la biodiversidad mundial, al albergar un gran número de especies y subespecies endémicas que es prioritario preservar.

 

En opinión de Cristina González, Delegada de SEO/BirdLife en Canarias, “no debemos olvidar que la mayor parte de las especies presentes en estos ecosistemas están protegidas por la Ley. Muchas de ellas están incluidas en los catálogos Español y Regional de especies amenazadas y en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial por su singularidad, rareza o grado de amenaza”.

 

Por otra parte, la organización quiere destacar que estos incendios ponen en peligro a la población, sus bienes y modo de vida, al afectar a sectores básicos como la agricultura, la ganadería o el turismo. No en vano, la masa forestal  de La Gomera y La Palma es uno de los pilares básicos que sustenta la economía de estas islas, basada en el turismo y muy especialmente en el turismo de naturaleza.

 

SEO/BirdLife considera prioritaria una evaluación de la gestión forestal en las islas que priorice las labores de prevención, concienciación y adecuación de medios para la lucha contra los incendios en Canarias, de modo que no se ponga en riesgo su patrimonio natural y medio de vida para muchos canarios.

 

 

Importancia de Garajonay

El incendio  de La Gomera está afectando principalmente a zonas con vegetación rupícola, palmeral, pinar canario disperso, fayal-brezal y laurisilva, aglutinando una gran riqueza en especies vegetales y animales exclusivas de Canarias. Ha afectado a los espacios protegidos de Benchijigua y Ornone si bien es especialmente preocupante la entrada de las llamas en el Parque Nacional de Garajonay, que ya han arrasado hasta el momento casi un 10% de su superficie. Este espacio natural acoge una de las masas de laurisilva más extensas y mejor conservadas de las islas Canarias, de gran riqueza medioambiental  y que alberga -entre otras- importantes poblaciones de especies de aves endémicas y subendémicas, razón por la cual este espacio protegido está declarado además Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) e inventariado por SEO/BirdLife como Área Importante para las Aves (IBA) en España.

 

Destacan las palomas rabiche y turqué, especies endémicas y emblemas de los bosques de laurisilva y termófilo de las islas Canarias. También  el gavilán común, el busardo ratonero, el buho chico, o el cuervo, catalogado éste último en Canarias como “ En peligro de extinción”, así como pequeñas aves como la lavandera cascadeña, el herrerillo canario, el mosquitero común,  el reyezuelo canario, el petirrojo, el canario y el pinzón vulgar.

 

Incendios consecutivos en La Palma

En la isla de La Palma, y por segunda vez consecutiva este verano,  los incendios azotan de nuevo a zonas de matorral y pinar canario, esta vez localizado fundamentalmente en el municipio de Mazo, y afectando nuevamente al Parque Natural de Cumbre Vieja. Especies de aves como el pico picapinos, el herrerillo canario, el reyezuelo canario o el gavilán, están presentes en las zonas de pinar, si bien también se localizan otras muchas que habitan las zonas próximas al monte, los cultivos y las zonas de matorral, como son la abubilla o “tabobo”, el cernícalo y el cuervo.

ECOticias.com

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés