Aragón. Ayuntamiento indica que la calidad del agua mejora este verano al proceder de Yesa al 50%

El Ayuntamiento de Zaragoza ha apuntado que la calidad del agua de la capital aragonesa ha mejorado este verano al recibirla del embalse de Yesa en un 50 por ciento. En estas fechas, la mezcla al 50 por ciento de los caudales que se aportan desde Yesa y desde el Canal Imperial de Aragón está generando una calidad del agua de boca «muy aceptable», ha subrayado.

   La existencia de caudales del Pirineo ha propiciado una bajada notable de la dureza, de 20-22 grados, y de la conductividad, de 800 microsiemens, por lo que los ciudadanos pueden disponer de un agua de calidad.

   Así lo ha comunicado el Consistorio, respondiendo así a las palabras del concejal del Partido Popular (PP), quien ha criticado la «falta de transparencia informativa» en la procedencia del agua que se bebe en la ciudad, solicitando que esta información se publique en la web municipal.

   La capital seguirá consumiendo agua de Yesa al 50 por ciento durante todo el mes de septiembre y habrá que revisar entonces la situación en la que se encuentra el sistema de Yesa para ver cómo se afronta el otoño. Respecto a la posibilidad de aumentar el precio del agua durante ese periodo, el servicio del Ciclo del Agua ha explicado que se trataría de una fuerte inversión en la revisión de los recibos, que no tendría grandes repercusiones en las cifras de cada familia.

- Advertisement -

   En este sentido, el consejero municipal de Medio Ambiente, Jerónimo Blasco, ha recordado que «no se está pagando la amortizacion de la obra de traída de agua del Pirineo, sino tan sólo el agua consumida».

   Desde el año 2009, la capital aragonesa se surte de agua procedente del Pirineo, directamente o a través de La Loteta, lo que garantiza una buena calidad. El servicio de Infraestructuras hace públicas siempre las variaciones que tienen que ver con el abastecimiento de los zaragozanos, tal como se hizo el pasado 4 de julio cuando se alcanzó un acuerdo de colaboración entre la Comunidad de Regantes de Bardenas, AquaEbro, la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) y el Ayuntamiento de Zaragoza, que había solicitado la cesión de caudales.

   Jerónimo Blasco ha señalado que «resulta sorprendente que el Partido Popular de Zaragoza hable de este asunto sin comprometerse a solicitar al Gobierno de Rajoy el rápido recrecimiento de Yesa, lo que permitiría garantizar al cien por cien el agua del Pirineo».

   El 31 de julio de 2010 Zaragoza comenzó a beber agua procedente de Yesa en su integridad, pero la sequía del año pasado y la necesidad de caudales para asegurar los riegos, hizo que la capital aragonesa volviera a los consumos del Canal Imperial y de la Loteta, que se activó por primera vez, para buscar la mezcla de mejor calidad y asegurar el consumo de la población y de los seis pueblos que se abastecen también de Zaragoza.

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés