Glifosato, no, no, y no

En una carta abierta a la que ha tenido acceso Europa Press que el voto de España sea contrario a la propuesta de la Comisión Europea de autorizar el glifosato durante quince años más.

Un total de 59 entidades han remitido una carta a los ministros en funciones de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, y de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alonso, que voten en la Unión Europea en contra de autorizar el herbicida glifosato durante 15 años más y que apuesten de forma decidida por la agricultura ecológica.

En una carta abierta a la que ha tenido acceso Europa Press que el voto de España sea contrario a la propuesta de la Comisión Europea de autorizar el glifosato durante quince años más.

El pasado 8 de marzo el Comité Permanente de Plantas, Animales, Alimentos y Piensos de la UE aplazó la decisión sobre la reautorización del glifosato en Europa, debido a que países como Francia, Italia, Suecia y Países Bajos mostraron públicamente su oposición a volver a autorizar su uso durante 15 años; al contrario que España, que se alineó con la posición de la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA, por sus siglas en inglés).

En marzo de 2015, la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC) clasificó el glifosato como «probable cancerígeno en humanos». Sin embargo, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) asumió a finales del mismo año un informe favorable a su uso.

De momento, el proceso de autorización no está cerrado y la votación podría producirse entre el 14 o 15 de abril o el 18 de mayo y por ello, entidades científicas, sociales, ambientales y sindicales han reclamado al Gobierno en funciones que modifique su posición y vote contra la reautorización, hasta que se aclare la controversia científica existente y se decide su clasificación en la UE.

La iniciativa ha sido promovida por la Asociación Española de Educación Ambiental, CCOO, Ecologistas en Acción, Fodesam, Fundación Alborada, Fundación Vivosano y la Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria y ha sido respaldada por un total de 59 entidades.

En la carta a Tejerina y Alonso exponen su «perspectiva» sobre la cuestión, repasan los distintos informes a favor y en contra del glifosato, como la Organización Mundial de la Salud o del Instituto Federal Alemán de Evaluación de Riesgos.

EFECTOS LETALES

Del mismo modo, les explican que un reciente estudio del Panel Intergubernamental sobre Biodiversidad y Servicios de los Ecosistemas (IPBES, por sus siglas en inglés) mostró la importancia de los polinizadores para la seguridad alimentaria y los ecosistemas y cómo están en declive a nivel global.

De hecho, subrayan que el informe concluyó que el uso de herbicidas para controlar las malas hierbas afecta indirectamente a los polinizadores, ya que reducen la abundancia y la diversidad de plantas con flores que proporcionan polen y néctar y advierte de que los «posibles efectos subletales directos» de los herbicidas en estos polinizadores «se desconocen» y pocas veces son objeto de estudio.

En definitiva, proponen que se aplique el principio de precaución y se oponga a la re-autorización del glifosato otros quince años, que se prohíban los usos en los que hay más exposición pública y de los trabajadores ya sea directamente o en los residuos en los alimentos, como en los jardines y entornos domésticos por aficionados o no profesionales así como el uso por las autoridades municipales para la gestión de las zonas verdes y otras infraestructuras.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés