Asturias. Alegamos a más sondeos para oro en Salave

Hemos presentado alegaciones con motivo del permiso de investigación complementaria en las concesiones del Grupo Salave 2019, al entender que el proyecto presentado adolece del contenido suficiente para valorar su impacto.

No vemos que la Administración actuante no ha sometido a evaluación de impacto ambiental el proyecto sometido a información pública.

Dicho proyecto contempla al menos 18 sondeos mecánicos, más las correspondientes 8 plataformas de sondeos y apertura de accesos en un territorio que alberga importantes valores ambientales, con estas actividades, aunque sean temporales pueden tener un notable impacto en la zona.

- Advertisement -

No vemos que la promotora adjunte a la solicitud del permiso de investigación un plan de restauración que se trata del documento exigible con arreglo al Real Decreto 975/2009, aunque las actuaciones tengan una escasa incidencia superficial y un carácter temporal.

Habla de restaurar la zona como ya se hizo anteriormente, pero no detalla ni como, ni con qué medios, ni con que presupuesto.

No vemos que la promotora identifique, explique y evalúe las incompatibilidades urbanísticas, en caso de prosperar el proyecto extractivo que se pretende, con la actual norma en Tapia. La actividad extractiva, ya sea de exploración, investigación o explotación, no debe autorizarse en detrimento de de aquellas políticas que ordenan el territorio, el urbanismo, medioambiente y aguas.

No vemos el estudio hidrogeológico previo a los sondeos y el impacto de estos, ya que eexiste la obligación de realizar una previa y adecuada evaluación de impacto ambiental exigida por la legislación aplicable, especialmente en este caso donde se prevén 18 sondeos y donde se encuentran presentes numerosos cauces en el entorno y las lagunas de Silva.

Hay que garantizar que los lodos del proceso de perforación se llevan a un gestor autorizado, que no pase como anteriores sondeos que se vertieron en la zona los lodos contaminados del proceso con el consiguiente impacto en la zona.

No vemos que se haya dado conocer el proyecto minero a los vecinos afectados de forma clara y suficiente, ya que va a afectar a sus vidas y supone un claro quebranto de su patrimonio con una pérdida evidente de valor de sus propiedades si se lleva adelante el proyecto minero que se pretende investigar, porque no todos los vecinos leen el Bopa y son varios los pueblos afectados, los sectores, como el turismo, la ganadería y la pesca. 

Esperemos que el Gobierno de Asturias este a la altura, atienda por una vez las alegaciones presentadas, no acepte este trámite por los defectos que a nuestro juicio presenta el proyecto sometido a consultas públicas. 

Fuente: Coordinadora Ecoloxista d’Asturies

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés