España incumple la legislación europea al autorizar la búsqueda de petróleo en Canarias

Greenpeace ha anunciado hoy en rueda de prensa en Lanzarote que ha presentado una queja ante la Comisión Europea en la que denuncia al Gobierno de España por incumplir el derecho comunitario sobre la protección del Lugar de Interés Comunitario (LIC) de Lanzarote – Fuerteventura.

* Medio Ambiente ha reducido los límites del LIC para permitir que Repsol perfore y ha retrasado intencionadamente la declaración de este espacio protegido.

* A solo 11 km de la zona que Repsol planea perforar pueden encontrarse más de un tercio de las especies de cetáceos del planeta y varias especies en peligro.

* Repsol ha manipulado las cifras de empleo, inversión, riesgos y seguridad de este proyecto.

Greenpeace ha anunciado hoy en rueda de prensa en Lanzarote que ha presentado una queja ante la Comisión Europea en la que denuncia al Gobierno de España por incumplir el derecho comunitario sobre la protección del Lugar de Interés Comunitario (LIC) de Lanzarote – Fuerteventura. Entre las distintas irregularidades del procedimiento, Greenpeace denuncia cómo el Estado ha retrasado intencionadamente la declaración de este espacio protegido para favorecer los intereses de la multinacional Repsol. Esto ha provocado graves errores procedimentales en la tramitación del permiso concedido por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo a la petrolera.

- Advertisement -

Entre los errores procedimentales está la incorrecta (e incluso inexistente) aplicación de recomendaciones científicas. Por ejemplo, en cuestión de afecciones por ruidos en las operaciones de perforación, Repsol ha subestimado los niveles en los que estos pueden causar daños a los cetáceos ya que han usado registros de hace más de 27 años, unos estándares que son actualmente muy cuestionados por la ciencia. Otra de estas irregularidades ha sido la reducción intencionada del área del LIC, concretamente en su zona de amortiguación, que se realizó a petición del Ministerio de Agricultura, lo que ha permitido que Repsol pueda perforar a escasos kilómetros del área protegida.

19 octubre 2014. Un grupo de embarcaciones, entre ellas el Arctic Sunrise, marca el punto exacto contra las prospecciones en el mar de Albor‡n con el mensaje ÒProspecciones NO, renovables SêÓA menos de 10 km de Mijas, se trata del proyecto de explotaci—n de hidrocarburos m‡s cercano a la costa espa–olaEmbarcaciones malague–as y el Arctic Sunrise han navegado hasta el punto donde Repsol llevar‡ a cabo la perforaci—n en el mar de Albor‡n para pedir que se paralice el proyecto de perforaci—n en esa zonaEsta ma–ana el buque de Greenpeace Arctic Sunrise se ha unido junto a varias embarcaciones en la flotilla organizada por Movimiento Ciudadano Prospecciones NO Costa del Sol, grupos ecologistas, partidos pol’ticos y sindicatos. Han navegado hasta el punto exacto donde est‡n proyectadas las prospecciones de Repsol frente a la costa de Mijas para mostrar su rechazo a este proyecto. Una vez alcanzado el punto, se ha marcado con una boya en la que se pod’a leer: ÒProspecciones NO, Renovables SêÓ. © PEDRO ARMESTRE-XGREENPEACE HANDOUT/PEDRO ARMESTRE-XNO SALES - NO ARCHIVES - EDITORIAL USE ONLY - FREE USE ONLY FOR 14 DAYS AFTER RELEASE - PHOTO PROVIDED BY GREENPEACE - PROVIDES ACCESS TO THIS PUBLICLY DISTRIBUTED HANDOUT PHOTO TO BE USED ONLY TO ILLUSTRATE NEWS REPORTING OR COMMENTARY ON THE FACTS OR EVENTS DEPICTED IN THIS IMAGEEste valioso espacio protegido se encuentra apenas a 11 km de uno de los puntos donde Repsol pretende buscar petróleo y alberga más de un tercio de los tipos de cetáceos que existen en el planeta y otras especies en peligro, como la tortuga boba. Además, se trata de uno de los únicos cincos lugares del mundo donde las aguas de los océanos se cargan de oxígeno y nutrientes, fenómeno conocido como de afloramiento de aguas profundas (upwelling).

Además de estas irregularidades, Greenpeace denuncia la campaña de desinformación que la multinacional está llevando a cabo, con ayuda del Gobierno. Greenpeace destaca:

  • el falseamiento de las cifras sobre la creación de empleo afirmaba que generarían 52.000 puestos de trabajo. Sin embargo, en los 30 países donde opera actualmente tiene contratados menos de 25.000 trabajadores;
  • los antecedentes contaminantes de la empresa: en todo el mundo ha tenido cerca de 6.900 derrames en el medio natural en solo cuatro años, según datos de la propia multinacional. Solo en España entre 2001 a 2013 (en sus instalaciones en Tarragona) ha tenido 16 episodios de vertidos y derrames contaminantes a las aguas;
  • amenazar con que Marruecos ha encontrado petróleo justo frente a Lanzarote y Fuerteventura. Esta información está manipulada: Marruecos explora su plataforma continental y no las aguas ultra profundas donde Repsol tiene permiso. Pero en caso de accidente el riesgo de desastre ambiental es común para España y Marruecos. Por eso, ninguno de los dos países debería embarcarse en esta aventura petrolera.
  • ignora a la población local; aumenta artificialmente sus cifras de inversión; inventa datos económicos; desprecia los riesgos de las prospecciones; carece de cultura de seguridad y de medios ante un vertido.

Clamor contra las prospecciones
El barco de Greenpeace Arctic Sunrise está en Canarias, tras visitar Málaga, para unirse al clamor contra las prospecciones y apoyar a la sociedad canaria que pide que se paralice el proyecto de Repsol, tal y como explica Ezequiel Navío, responsable de la Oficina de Acción Global: «Repsol solo representa sus propios intereses, que chocan frontalmente con los de Canarias. Su empeño en perforar los fondos marinos y su intensa campaña mediática solo genera más rechazo y más indignación social. La petrolera no puede estar por encima de la sociedad canaria, debe retirarse de inmediato».

No a las prospecciones petrolíferas

Durante la rueda de prensa de Greenpeace, también se han destacado las graves consecuencias sociales, económicas y medioambientales del proyecto. «Si hubiera un vertido de petróleo al mar todo el sector pesquero de las islas estaría afectado y miles de familias verían peligrar su modo de vida, aunque el daño no quedaría ahí. Tanto Fuerteventura como Lanzarote quedarían sin suministro de agua potable, agua de la que también depende la primera actividad económica de estas dos islas como es el turismo», ha declarado Juan Ramón Roger pescador de Fuerteventura.

Prospecciones no, renovables sí
La actuación del Gobierno refleja el claro apoyo, que desde hace dos años, está realizando en favor de las energías sucias y en contra del desarrollo de las renovables de las que España era líder mundial. El nuevo informe de Greenpeace «La recuperación económica con renovables» muestra que el abandono de las prospecciones y el desarrollo de un modelo basado en energía renovables y ahorro energético resulta más beneficioso para la economía del país. Así entre 2015 y 2030 se crearían más de 3 millones de nuevos empleos, se reducirían las emisiones de CO2 en un 75% y se produciría un ahorro en la factura energética de los hogares del 34% de media. Además, en términos relativos las familias más vulnerables serían las más beneficiadas por la caída de los precios de la energía.   

«El Gobierno ya no tiene excusas para seguir apoyando la búsqueda de petróleo. Greenpeace ha demostrado con datos puramente económicos, que son los únicos que parecen importarles, que apostar por las energías renovables es la única solución posible para lograr un futuro ambiental y económicamente sostenible para el país», ha declarado Julio Barea responsable de campaña de Greenpeace.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés