Actualizar

lunes, febrero 6, 2023

La inmunoterapia, la ‘revolución’ contra el cáncer

Los científicos analizaron los resultados de los ensayos clínicos actuales con inmunoterapia, un tratamiento que ayuda a estimular las defensas naturales del cuerpo para combatir el cáncer.

Un centenar de expertos internacionales se han reunido en el Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA) de la Universidad de Navarra para participar en el Simposio Internacional Recorriendo la Inmunología y la Inmunoterapia del Cáncer: del labortorio a la clínica.

Los científicos analizaron los resultados de los ensayos clínicos actuales con inmunoterapia, un tratamiento que ayuda a estimular las defensas naturales del cuerpo para combatir el cáncer.

“La inmunoterapia está revolucionando el tratamiento del cáncer. Los ensayos clínicos que están en marcha arrojan unos resultados excelentes de seguridad y los datos preliminares nos hablan de una eficacia sin precedentes en varias enfermedades malignas. Pero necesitamos impulsar estudios más tempranos para incorporarlos a la rutina asistencial y llegar al paciente lo antes posible”, asegura Ignacio Melero, investigador del CIMA y de la Clínica Universidad de Navarra.

En opinión de Kohrt Holbrook, científico de la Universidad de Stanford, en California (EE UU), “las nuevas técnicas de inmunoterapia se van a convertir en la columna vertebral sobre las que desarrollaremos nuevos tratamientos, lo que cambiará el pronóstico del cáncer. Ya disponemos de algunos inhibidores como el CTLA-4, que se aplican en pacientes, y en un año se incorporará el PD-1. Estos inhibidores tienen la ventaja de que se pueden aplicar a distintos tipos de tumor, su toxicidad es menor y su respuesta inmune es más duradera, lo que previene el riesgo de recaídas”.

Por su parte, David Escors, investigador de Navarrabiomed, presentó una nueva herramienta de terapia génica utilizando vectores lentivirales.

“Hemos descubierto un procedimiento por el que podemos generar grandísimas cantidades de unas células inmunosupresoras que aparecen en cáncer, las células mieloides supresoras. Somos los únicos que podemos generarlas en tan altos niveles sin necesidad de inducir cáncer en animales experimentales. Este procedimiento nos ha permitido predecir el comportamiento de las vacunas contra el cáncer que hemos desarrollado, antes de utilizarlos en los animales de experimentación. El hecho de poder crecer estas células in vitro en tan altos niveles nos permitirá identificar nuevas dianas terapéuticas”, concluye.

Sinc

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés