Mercedes-Benz y ACCIONA impulsan un proyecto con 42 coches eléctricos que utilizarán energía renovable

Mercedes aportará automóviles smart electric drive y ACCIONA los puntos de recarga, que serán ofertados a empresas radicadas en la Comunidad de Madrid. El acuerdo de colaboración se ha hecho público en el marco de la primera edición del Salón Internacional del Automóvil y de la Movilidad Sostenible, inaugurado hoy en la capital de España.
 

La multinacional Daimler AG, representada en España por su filial Mercedes-Benz España S.A., y ACCIONA, compañía española líder global en energías renovables, han alcanzado un acuerdo de colaboración para promover en la Comunidad de Madrid la movilidad libre de emisiones. El acuerdo contempla una experiencia piloto, en la que Mercedes aportará 42 automóviles eléctricos del modelo smart, que serán proporcionados en renting a empresas que quieran participar en la iniciativa, mientras que ACCIONA instalará la infraestructura necesaria para 121 puntos de recarga, que alimentará con energía 100% renovable.

El acuerdo ha sido suscrito hoy por José Luis López-Schümmer, Presidente y Consejero Delegado de Mercedes Benz España, y por Carmen Becerril, Presidenta de ACCIONA Energía, en el marco del Salón Internacional del Automóvil Ecológico y de la Movilidad Sostenible, inaugurado en Madrid.

José Luis López-Schümmer, ha declarado que “durante el pasado Salón Internacional del Automóvil de Francfort, Daimler presentó su nueva estrategia comercial que denominó El camino hacia la movilidad libre de emisiones. En ella se compromete, con sus marcas Mercedes-Benz y smart, a desarrollar vehículos más eficientes y respetuosos con el medio ambiente. La firma de este acuerdo permitirá a ACCIONA y a Daimler combinar intereses comunes para construir las bases sólidas de una cooperación de éxito y estratégicamente fuerte, con el fin de responder a la demanda de las grandes ciudades: la movilidad urbana libre de emisiones directas.”

- Advertisement -

Carmen Becerril, por su parte, ha declarado que “ACCIONA, como empresa líder del desarrollo sostenible, está firmemente resuelta a colaborar en el despliegue del vehículo eléctrico, aportando una infraestructura de recarga inteligente y suministrando energía limpia para los nuevos automóviles libres de emisiones. Ello va a favorecer además una mayor eficiencia del sistema eléctrico y una más alta penetración de las energías renovables. Nos felicitamos del acuerdo suscrito con Daimler, que permite complementar nuestras respectivas capacidades y representa un paso muy significativo en nuestro común afán por incorporar la sostenibilidad al mundo del transporte”.

Un proyecto piloto de cuatro años

El acuerdo contempla una fase piloto en la Comunidad de Madrid, para la que Daimler aportará 42 unidades del modelo eléctrico de smart y ACCIONA instalará hasta 121 puntos de recarga. La iniciativa –con una duración estimada de cuatro años- será ofertada a empresas –no más de diez- para su utilización en el marco de su actividad ordinaria.

Los puntos de recarga se ubicarán en las sedes de esas compañías, domicilios particulares de quienes utilicen los vehículos y determinados puntos estratégicos de acceso público.

En breve, el equipo de trabajo constituido para el seguimiento de este proyecto iniciará  el proceso de selección de los clientes que se beneficiarán de la utilización de los 42 smart electric drive, así como de la correcta ubicación de los puntos de recarga.

La infraestructura de recarga aportada por ACCIONA estará dotada de funcionalidades que permitan prestar servicios de valor añadido tales como planificación y reserva anticipada de puntos de recarga, gestión del proceso desde el teléfono móvil y diagnóstico del vehículo eléctrico mientras se recarga, entre otros. ACCIONA suministrará además energía eléctrica libre de emisiones, con garantía de origen 100% renovable acreditada por la Comisión Nacional de la Energía (CNE).

Ambas compañías realizarán asimismo un estudio sobre funcionalidad, en el que analizarán el comportamiento de los clientes y su nivel de aceptación, a fin de evaluar el desarrollo del modelo de negocio.

En función de los resultados obtenidos del estudio, ambas partes evaluarán la necesidad o no de incrementar tanto el parque de unidades eléctricas para el proyecto, como el número de puntos de recarga. En el caso de decidir aumentar el parque de vehículos eléctricos destinados al proyecto, Mercedes-Benz lo complementaría con la cesión de un máximo 35 unidades de su modelo Clase A en su variante eléctrica.

Mercedes-Benz Cars:

Propulsor de innovaciones para lograr una movilidad a la vez perfecta y sostenible
 

«Ningún otro fabricante dispone de tantos recursos para satisfacer las expectativas de los clientes con respecto a la movilidad individual y sostenible del futuro», ha declarado el Dr. Dieter Zetsche, presidente de la junta directiva de Daimler AG y director de Mercedes-Benz Cars. «Aspiramos a continuar siendo el propulsor de innovaciones de la industria del automóvil. A este fin seguimos invirtiendo grandes sumas en desarrollo e investigación. Contamos con una estrategia y la tecnología necesaria, y en nuestra oferta actual figura un gran número de fascinantes vehículos compatibles con el medio ambiente.»

Daimler AG asume su responsabilidad por la protección del medio ambiente y sigue reduciendo las emisiones de CO2 de sus vehículos, perfeccionando para ello la técnica existente e introduciendo nuevos sistemas de propulsión.

A finales de 2009 Mercedes-Benz anunció  el inicio de la comercialización del primer vehículo eléctrico de producción en serie, el smart electric drive. El perfeccionamiento de la técnica de baterías es un aspecto decisivo para ello. El peso de las baterías convencionales de gran volumen y baja capacidad energética ha impedido durante decenios el desarrollo de vehículos con propulsión eléctrica integral y parcial. La reciente sustitución de las baterías de níquel NiMH por la técnica de baterías de ión litio lleva consigo, en función del dimensionamiento, una duplicación de la capacidad con el mismo peso. Al mismo tiempo, la durabilidad de estas baterías es claramente mayor.

Desde el punto de vista del ahorro de combustible y la disminución de las emisiones, los vehículos eléctricos son especialmente idóneos para núcleos de población; en cambio, no presentan ventajas patentes en carretera y autopista. Por este motivo, en paralelo con el desarrollo de sistemas alternativos de propulsión hay que seguir optimizando la propulsión diésel.

El siguiente paso es el empleo de hidrógeno como combustible. Hasta ahora, el hidrógeno se obtenía principalmente a partir del gas natural o el petróleo. No obstante, esto requiere todavía elevadas inversiones y una infraestructura adecuada, incluyendo la red de producción y de distribución. Con el empleo de hidrógeno obtenido de forma ecológica para impulsar vehículos con propulsión por pila de combustible, se hace realidad la visión de los vehículos de cero emisiones ZEV y el F800 Style.

Los vehículos industriales de Mercedes-Benz, al igual que los autobuses y los turismos con la estrella, lideran el mercado bajo el punto de vista de la protección del medio ambiente. El perfeccionamiento sistemático de los conceptos de propulsión y construcción de vehículos acreditados, el desarrollo de métodos alternativos, la investigación en el campo de los nuevos combustibles y su introducción en la práctica son ejemplos prácticos de cómo los nuevos camiones y furgonetas de Mercedes-Benz conjugan ecología con economía.

 

smart electric drive,

una realidad
 

smart inició a finales de 2009 la producción de la versión eléctrica de su modelo fortwo, que monta una batería de ión litio. El desarrollo de este nuevo modelo eléctrico forma parte de su estrategia de lanzar modelos más eficientes y con menor impacto sobre el medio ambiente. El lanzamiento del modelo smart electric drive se produce gracias a los magníficos resultados obtenidos del proyecto piloto en Londres en donde cien unidades eléctricas fueron utilizadas de forma casi ininterrumpida para comprobar las prestaciones de este vehículo en el uso cotidiano.
 

El coche urbano por excelencia
 

    * Autonomía de 135 km
    * 30 kW de potencia y 120 Nm de par máximo

El smart fortwo, tanto en su versión gasolina microhíbrida, diésel como eléctrica, se fabrica en la «smartville» de Hambach, Francia. Los proveedores emplazados in situ entregan los módulos premontados directamente a la línea de producción. El proceso ha sido optimizado y el montaje final se completa en sólo 3,5 horas.

En la planta de Hambach la protección del medio ambiente es una prioridad clave. Por ejemplo, para los tres colores sólidos sólo se emplean pinturas solubles al agua. La pintura de la célula de seguridad tridion es aplicada por pulverizado. Los paneles de la carrocería, con color integrado en su moldeado, son totalmente reciclables. Los pasos de ruedas y parte de los bajos están fabricados con material reciclado. El salpicadero se construye en parte con materias primas renovables.

También deben mencionarse los bajos niveles de contaminación que el smart produce en la ciudad. Mientras que los conductores de otros coches necesitan dar vueltas buscando un sitio para aparcar, produciendo emisiones innecesarias, el conductor de un smart fortwo normalmente encuentra aparcamiento a la primera.

Cero emisiones

Durante el pasado Salón Internacional del Automóvil de Francfort, smart presentó la segunda y definitiva versión de su modelo eléctrico, smart electric drive. Este urbano sustituye su motor diésel o gasolina por un pequeño propulsor eléctrico de 30 kW de potencia y 120 Nm de par máximo. Se aloja tras el eje trasero, mientras que el pack de baterías lo hace en el espacio antes destinado al depósito de combustible. Ya maduran los primeros frutos de la relación de Daimler con Tesla Motors puesto que las baterías de ión litio de este smart están fabricadas en California.

Al tratarse de un vehículo totalmente eléctrico, la totalidad del par está disponible en cualquier situación, haciendo que sus prestaciones sean extraordinarias en todo momento. La aceleración hasta los 60 km/h sólo tarda 6,5 segundos, lo mismo que un smart fortwo de gasolina. La velocidad máxima está autolimitada a 100 km/h.

Estudios recientes de movilidad urbana dan como resultado que la media diaria de kilómetros recorridos por los automóviles que circulan en ciudad no supera los 40 km. Con una carga completa, el smart electric drive puede recorrer 135 km, suficientes para poder acometer los desplazamientos diarios en la ciudad sin preocuparnos de que se nos acabe la batería. La batería de ión litio tiene una capacidad de 16,5kWh, por lo que sólo se precisará un enchufe convencional de 220V; una recarga completa se realizará por la noche cuando el vehículo esté fuera de servicio.

El aire acondicionado del smart fortwo electric drive extrae su energía de la batería, pero podemos pre-acondicionar el aire mientras el coche está conectado a la corriente en casa, evitando parte del gasto energético y aumentando nuestra autonomía.

El nuevo smart electric drive toma su equipamiento del smart fortwo coupé o cabrio en su acabado passion, con todo su equipamiento de serie. Tan sólo se diferenciará del modelo de combustión de gasolina o diésel por su indicador de nivel de batería y un amperímetro, que mostrará el consumo y la recuperación energética.

Durante la reciente visita del primer ministro francés a la fábrica de Daimler, el Dr. Zetsche, Presidente de la Junta Directiva de Daimler AG, ha realizado las siguientes declaraciones: «El smart fortwo eléctrico demuestra que la conducción sin emisiones en el medio urbano ya es posible hoy en día. La producción de la serie inicial comenzará con 1.000 vehículos, el primero de los cuales fue entregado al final del año pasado. A partir de 2012, el fortwo eléctrico pasará a formar parte de la gama de productos de la marca smart. Con nuestra decisión de localización de la producción en la planta de Hambach, estamos estableciendo un futuro innovador, tanto para la producción en serie de vehículos eléctricos como para el de esta planta de ensamblaje».

Ecología a raudales

Con su modelo microhíbrido, smart se posiciona como líder mundial en bajo consumo. Mientras que las versiones con motor de gasolina consumen 4,3 litros a los 100 km, las propulsadas por motor diésel tan solo 3,4 litros. El núcleo del smart microhíbrido lo constituye una unidad que integra un alternador capaz de actuar como motor de arranque, además de suministrar corriente al sistema eléctrico. El motor se para en cuanto el vehículo se detiene, y vuelve a arrancar en cuanto el conductor levanta el pie del pedal del freno. De esta forma, contribuye a reducir el consumo, las emisiones y el nivel acústico. El consumo se reduce en aproximadamente 0,4 litros a los 100 km, pasando de 4,7 a 4,3 l/100 km. Aunque dependiendo de la fluidez del tráfico, esta reducción puede aumentar hasta un 13%, lo que en emisiones de CO2 se traduce en pasar de 112 a 103 gramos por kilómetro.

El smart fortwo cdi revalida el título de vehículo con motor de combustión interna más respetuoso con el medioambiente con unas emisiones de sólo 86 gr/km de CO2, con la caja de cambios softip que se ofrece de serie. Los ingenieros de smart han conseguido reducir el consumo y emisiones del smart fortwo cdi gracias a un continuo proceso de desarrollo. Las medidas adoptadas para ello incluyen mejoras aerodinámicas, como por ejemplo la rebaja en siete milímetros la altura del vehículo, disminuyendo así su resistencia aerodinámica. La versión diésel, con inyección directa common-rail, sigue siendo imbatible. A pesar del ligero incremento de peso en comparación con el modelo anterior, los ingenieros han logrado reducir todavía más el consumo de combustible del avanzado tres cilindros cdi. Sus emisiones de dióxido de carbono (CO2) son sólo de 86 gramos por kilómetro, lo que corresponde a un consumo equivalente de combustible de menos de 3,4 litros. Además, el smart fortwo cdi dispone de filtro PDF (sistema abierto) que retiene aproximadamente el 40% de las partículas sólidas.
 

 

ACCIONA:

Un líder global en energías renovables que apuesta por la automoción sostenible
 

    * Con 20 años de experiencia en el sector energético, ACCIONA produce electricidad certificada 100% “cero emisiones”

 
 

ACCIONA Energía es un operador global en energía limpia con más de 20 años de experiencia en el sector y presencia destacada en siete tecnologías renovables. Ha instalado casi 9.000 MW para producción de electricidad en catorce países, de los que 7.337 MW lo son en propiedad. Dispone de 213 parques eólicos propios (6.230 MW); 80 centrales hidroeléctricas (911 MW);  plantas termosolares y fotovoltaicas que están entre las mayores instaladas en el mundo, y centrales de biomasa. Produce aerogeneradores de tecnología propia y cuenta con  plantas de biodiésel y bioetanol. Es desarrollador de proyectos propios y de terceros, está presente en toda la cadena de valor, produce y comercializa energía de origen renovable y presta servicios múltiples a clientes en este sector de actividad, desde de una apuesta clara por la innovación.

Pertenece al grupo ACCIONA, una de las principales corporaciones españolas, que opera en infraestructuras, energía, agua y servicios en más de 30 países. Su lema “Pioneros en desarrollo y sostenibilidad” refleja su compromiso en todas sus actividades de contribuir al crecimiento económico, al progreso social y a la protección del entorno. ACCIONA es líder de su sector en el Dow Jones Sustainability Index, cuenta con una plantilla en torno a los 35.000 profesionales y alcanzó unas ventas de 6.512 millones de euros en 2009. ACCIONA cotiza en el selectivo índice IBEX-35 del mercado de valores español  (ANA.MC).

En sintonía con su filosofía empresarial, ACCIONA ha hecho una apuesta decidida por la movilidad eléctrica, en una doble vertiente: como proveedor de infraestructura y servicios de recarga para los coches eléctricos y como suministrador de energía 100% renovable.
 
 

La apuesta de ACCIONA por el coche eléctrico

El despliegue de una infraestructura de recarga fiable y segura, en paralelo a la extensión del uso del automóvil eléctrico, es esencial para ganar la confianza del usuario y la efectiva implantación de los nuevos vehículos.

En tal sentido, ACCIONA ha desarrollado –en colaboración con sus socios tecnológicos Indra e Ingeteam- un Sistema Inteligente de Recarga de Vehículos Eléctricos (SIRVE), integrado por los puntos de recarga propiamente dichos, preparados para adoptar los sistemas de seguridad e inteligencia que requieran los estándares internacionales que se establezcan.

La plataforma está concebida además para incorporar los sistemas de comunicaciones necesarios con una tecnología basada en Internet, que permitirá un crecimiento ágil tanto en volumen como en servicios de valor añadido, tales como la localización y reserva previa de puntos de recarga, la disponibilidad vía móvil de información sobre estado de recarga e incidencias o el diagnóstico técnico del vehículo.

Además de proporcionar la infraestructura, ACCIONA suministrará a los usuarios de vehículos eléctricos energía de origen renovable, lo cual garantiza cero emisiones en el conjunto del proceso de generación y consumo.

ACCIONA, uno de los mayores productores mundiales de energía verde, produjo sólo en España, el pasado año, 9,5 millones de kilovatios hora a partir de fuentes renovables, equivalentes al consumo eléctrico de más de tres millones de hogares y evitando la emisión a la atmósfera de más de cinco millones de toneladas de CO2.

La compañía suministrará a los usuarios de vehículos eléctricos energía con garantía de origen 100% renovable acreditada por la CNE y etiquetada por el organismo regulador como cero emisiones.

ACCIONA considera que la progresiva implantación del vehículo eléctrico, además de descarbonizar el transporte, mejorará la eficiencia del sistema eléctrico en su conjunto, aplanando la curva de demanda (aprovechando la capacidad de generación excedente en horas valle como la noche) y permitiendo una mayor penetración de las energías renovables.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés